Oposición pide citar a Garré por presunto espionaje

Diputados dicen que se investiga a quienes protestan.



#

DyN

Gendarmería habría actuado con personal de civil durante las protestas en Kraft-Foods en el 2007.

BUENOS AIRES (DyN) – La Gendarmería admitió ante la Justicia que tiene una base de datos denominada “Project X” (“Proyecto X”), que es utilizada ante protestas sociales y que fue calificada por referentes sociales y dirigentes de la oposición como una herramienta para realizar “espionaje interno”.

El reconocimiento fue realizado en el marco de una medida preliminar pedida por el fiscal Gerardo Pollicita al juez Norberto Oyarbide, en relación a una denuncia de organismos defensores de los derechos humanos, por supuesto espionaje contra sindicalistas y activistas que manifestaban contra la empresa Kraft-Foods en 2007.

La polémica sobre la actividad desarrollada por la Gendarmería ante protestas sociales derivó en la condena de todo el arco político opositor y en cuestionamientos al gobierno, en general, y a la ministra de Seguridad, Nilda Garré, en particular. De hecho, varios bloques parlamentarios presentaron un proyecto -que requería para que avance el apoyo de la mayoría kirchnerista- para citar a la funcionaria para que dé explicaciones sobre la polémica base de datos Proyecto X.

La Gendarmería, el 22 de diciembre, envió una nota firmada por su titular, Héctor Schenone, al juez Oyarbide en el que reconoció la existencia de las actividades de “prevención del delito”, con uniformados vestidos de civil y sin identificación, incluso en protestas sociales que derivan en cortes de tránsito y de la existencia de Proyecto X.

De todos, en esa nota que tenía carácter informativo la fuerza de seguridad no aceptó explícitamente que esa base de datos tuviera como objetivo el espionaje interno contra delegados gremiales y organizaciones sociales.

La agencia DyN se comunicó con Garré para conocer su postura frente a la denuncia, pero desde Seguridad dijeron que “por ahora” no iba a hablar del tema.

Todo Noticias exhibió anoche imágenes de cámaras ocultas sobre infiltraciones de Gendarmería para hacer inteligencia en protestas gremiales y cortes de ruta, lo que gatilló la denuncia en relación a que el “Proyecto X” estaría destinado a espiar a trabajadores y dirigentes sociales.

Oyarbide había solicitado informes a la Gendarmería sobre el contenido de la denuncia presentada por Darío Javier Hermosilla y Nidia Lorena Gentile, delegados de Kraft; Leonardo Norniella, delegado de Pepsico Snacks y Madres de Plaza de Mayo, Línea Fundadora.

La abogada del Partido de los Trabajadores Socialistas (PTS), Myriam Bregman advirtió que además esa fuerza no cumple con un Protocolo originado en el ministerio de Seguridad, que le impide a sus agentes actuar de civil a las manifestaciones. Gendarmería desconoce “el Punto 11 del Protocolo que viabiliza la ministra Nilda Garré, en dónde se les explica a las provincias cómo deben actuar y en dónde se ratifica que no pueden hacer inteligencia interna”, agregó.

Tras las denuncias y el escrito de Gendarmería, diputados opositores pidieron que Garré asista a la comisión de Seguridad Interior para que informe sobre Proyecto X.


Comentarios


Oposición pide citar a Garré por presunto espionaje