Trámite exprés para la nueva Tesorera y el presidente del Tribunal de Cuentas de Neuquén

Los diputados de la comisión de Asuntos Constitucionales dieron despacho a las designaciones de Cecilia Bercovich y Juan Pablo Dirr al recinto y ahora deberán ser aprobadas en sesión. Los nombres vienen con aval del gobernador electo, Rolando Figueroa.

Los diputados de la comisión de Asuntos Constitucionales dieron despacho por unanimidad a los pliegos de Cecilia Bercovich como nueva Tesorera General de Neuquén y de Juan Pablo Dirr como presidente del Tribunal de Cuentas de la provincia. Ambos pasarán al recinto, donde tendrán que ser aprobados para confirmar sus nombramientos.

En la reunión, que se realizó este viernes de manera extraordinaria para apurar el trámite de las designaciones, también se aprobó el despacho de Marcelo Raimondo para ocupar una vocalía del organismo de contralor.

Las entrevistas fueron en tono amable y centradas en la felicitación para los nominados, en especial hacia Bercovich quien es trabajadora de la Legislatura desde hace 26 años, según ella misma contó.

La funcionaria dijo que se inició en el área de Presupuesto, donde permanece actualmente, aunque también pasó por Recursos Humanos y también «asistiendo a la Presidencia y Secretaría de Cámara». «Soy casada, tengo un hijo de 14 años y soy una trabajadora», se definió.

Sobre el rol que va a ocupar como Tesorera General de la provincia, lo planteó como un cargo que la complementará profesionalmente, pero que «desde el punto de vista de ciudadana, es una gran responsabilidad que asumo». «Mi compromiso es trabajar en la gestión de los recursos financieros, en la aplicación, trabajar y, si hay algo para mejorar, es apuntar a cuestiones de procedimientos y calidad», sostuvo.

«La función de la Tesorería consiste en la unicidad de cajas: se perciben los recursos provenientes de distintas fuentes financieras y con esa disponibilidad se planifican financieramente los pagos a realizar: sueldos, proveedores, endeudamiento», explicó. «Todo esto requiere de una logística muy puntual y precisa, prácticamente de cirujano, porque los recursos nunca son abundantes y las necesidades son muy grandes», evaluó.

Coincidió con el ministro de Economía, Guillermo Pons, sobre «las dificultades de que los recursos se estancan y los gastos se incrementan» y advirtió que eso requiere «de un análisis permanente de cómo va a ser la liquidez de la provincia y la determinación de prioridades». Propuso dar al organismo más «agilidad y transparencia de la información».

Bercovich, cuyo nombre fue propuesto por Rolando Figueroa e integra su equipo de transición, asumirá el 1 de diciembre en lugar de Rubén Paramidani, quien se jubilará tras casi 20 años ocupando el puesto.

Juan Pablo Dirr es el nominado para presidir el Tribunal de Cuentas de Neuquén. Foto: Matías Subat.

Falta de personal y celeridad en el Tribunal de Cuentas


El nominado para presidente del Tribunal de Cuentas, Juan Pablo Dirr, se presentó como abogado, actualmente defensor público de la Defensoría Penal de Chos Malal y dijo que inició sus pasos laborales «en la Secretaría de Juventud y Deportes de la gestión de Rolando Figueroa».

Allí ingresó como practicante rentado y pasó por varios puestos hasta que se presenté en un concurso como secretario del entonces Juzgado de Instrucción de Chos Malal. Desde el 2016 vive en la ciudad del Norte Neuquino y que consensuó con su familia hacer «este cambio de vida» y mudarse a la capital para asumir en el organismo de contralor. «Soy consciente de la responsabildiad que implica este cargo», afirmó.

Dijo que hay 107 personas en el Tribunal, pero que tres tienen pases «por cuestiones políticas» y la planta total debería ser de 156 empleados.

Añadió que se había hecho un concurso para cubrir 14 puestos «pero que por algún motivo ha quedado en stand by». «Para trabajar con un organismo de esta envergadura es necesario tener los recursos, hay que tener la gente, hay problemas de infraestructura. Mi idea es que se complete, que se llamen a los concursos y que se den las herramientas mínimas del organigrama lo antes posible. Espero tener acompañamiento de todos lados en ese sentido», anticipó.

Dirr afirmó que buscará impulsar los principios de «transparencia y celeridad» para que «la sociedad tenga tranquilidad del origen y el destino de los fondos»

Hubo diputados que plantearon las dificultades que tienen algunos municipios para la rendición de sus gastos y balances (generalmente son los más pequeños los que terminan siendo sancionados), a lo que Dirr sostuvo que la función del Tribunal de Cuentas «es un control de legalidad del ejercicio de los gastos, de los presupuestos, pero también de acompañamiento».

«Lo digo con conocimiento de causa del interior», señaló y dijo que muchas veces los municipios están «carentes de informatización» o es difícil conseguir profesionales y proveedores y que puedan entregar comprobantes.

«Soy un profesional que me considero responsable, muy minucioso, dentro de lo que es la justicia neuquina es buena la visión que se tiene de mi función», evaluó.

Los tres pliegos serán tratados en la próxima sesión de la Legislatura. En el caso de Dirr, cubrirá la vacante que se había abierto en enero del año pasado, cuando falleció el titular del Tribunal de Cuentas, Hugo Acuña.


Formá parte de nuestra comunidad de lectores

Más de un siglo comprometidos con nuestra comunidad. Elegí la mejor información, análisis y entretenimiento, desde la Patagonia para todo el país.

Quiero mi suscripción

Comentarios