Político italiano trató de orangután a una ministra

El vicepresidente del Senado, Calderoli, justificó sus dichos. Dijo que suele a vincular a la gente con los animales y que no pedirá disculpas. La titular de Integración es de origen congoleño y la primera funcionaria negra del país.

RACISMO

El vicepresidente del Senado italiano, Roberto Calderoli, del partido de derecha Liga del Norte, negó hoy disculpas a la ministra de la que ayer dijo le recordaba a un orangután, aseguró que sus dichos no fueron racistas y descartó que vaya a renunciar. En una entrevista con el diario de centro izquierda La Repubblica, Calderoli aseguró que no hubo “nada racista” en lo que dijo. “Ni siquiera quería ser ofensivo”, aseguró sobre las declaraciones vertidas contra la ministra de Integración, Cécile Kyenge, en un mitin de su partido, conocido por su política antimigración y por su xenofobia. En la ocasión, Calderoli afirmó que la ministra “me recuerda a un orangután”, según informó la agencia de noticias DPA. Kyenge, de origen congoleño, es la primera ministra negra del país, fue nominada en el cargo en abril y vive en Italia desde 1983. La funcionaria reveló que recibió insultos a diario e incluso amenazas de muerte, pero aseguró que no tiene intención de pedir la dimisión de Calderoli. “Las dimisiones no las voy a pedir yo. Es algo que no me incumbe. Lo que pido es una reflexión sobre el papel que se tiene que desempeñar en un cargo público”, explicó Kyenge al margen de su participación en un seminario en la ciudad de Pescara. Calderoli justificó sus declaraciones señalando que está acostumbrado a vincular a la gente con los animales y sugirió que el primer ministro Enrico Letta se parece a una garza y que el ministro del Interior, Angelino Alfano, le recuerda a una rana. La xenófoba Liga del Norte, que no forma parte del Gobierno de coalición, comenzó una campaña contra la ministra debido a sus orígenes, pero también por la intención de ésta de introducir en Italia, el “ius soli”(el derecho de suelo) con la que los ciudadanos obtienen la nacionalidad del país donde nacieron, sin que importe el origen de sus progenitores. Pero la indignación sigue creciendo en algunos sectores y el diputado del Partido Demócrata (PD) y representante de los inmigrantes en Italia, Khalid Chaouki, comenzó a recolectar firmas para pedir la dimisión de Calderoli y ya sumó más de 26.000 adhesiones. “No se puede refugiar detrás de un mitin para esconder lo que es una verdadera agresión verbal racista”, afirmó hoy el presidente del Senado, Piero Grasso, quien recordó que es el mismo Calderoli quien tendría que presentar voluntariamente su dimisión ante el Parlamento, según informó la agencia de noticias EFE. El presidente italiano, Giorgio Napolitano, expresó también su “indignación” por los insultos, así como también por la amenazas que recibió en la red social Facebook la ex ministra Mara Carfagna, y mostró su preocupación por “el clima de odio” de estos últimos días. En 2006 Calderoli fue expulsado del gobierno conservador de Silvio Berlusconi tras llevar una camiseta con controvertidas imágenes del profeta Mahoma, lo que desató protestas en Libia, antigua colonia italiana. Fuente Télam


Adherido a los criterios de
Journalism Trust Initiative
Nuestras directrices editoriales
<span>Adherido a los criterios de <br><strong>Journalism Trust Initiative</strong></span>

Formá parte de nuestra comunidad de lectores

Más de un siglo comprometidos con nuestra comunidad. Elegí la mejor información, análisis y entretenimiento, desde la Patagonia para todo el país.

Quiero mi suscripción

Comentarios

Este contenido es exclusivo para suscriptores

Ver Planes ¿Ya estás suscripto? Ingresá ahora