Siete de cada diez no logran egresar en las técnicas

En secundarias del Nivel Medio, el desgranamiento llega al 60%.

NEUQUÉN (AN).- Los indicadores que reflejan el camino que siguen los estudiantes secundarios continúan empeorando: según la última información oficial, 7 de cada 10 alumnos que ingresan a una escuela técnica no concluyen sus estudios.

En secundarias con carreras de cinco años de duración la tendencia es igual de preocupante, y se mantuvo en los últimos cuatro años. En 2008, 6 de cada 10 jóvenes pasó a formar parte del desgranamiento, un rubro que denomina la diferencia entre el número de ingresos de una camada de alumnos (cohorte) y los que pudieron egresar.

En la información oficializada por el Consejo Provincial de Educación (CPE), también sobre escuelas de nivel Medio, figura que poco menos de la mitad de los estudiantes tiene sobreedad (45,65%). Son exactamente 20.531 chicos, sobre el total de 44.973 que van a una secundaria no técnica.

A partir de 2005, con leves variaciones, la tendencia fue desmejorando. Si se toman las escuelas medias no técnicas, en ese año, el desgranamiento fue del 55,16%. Los saltos fueron los siguientes: 57,08% (2006), 57, 69% (2007), 60,78% (2008).

En las técnicas el problema es más grande, los especialistas sostienen que por las mayores dificultades del cursado: en 2005 el desgranamiento fue del 63,79%, para pasar al 67,53% (2006), al 68,82% (2007) y bajar levemente al 68,62% (2008).

Tanto el gobierno como la oposición docente representada por el gremio ATEN, con los matices del caso, coinciden en que en los indicadores confluyen la crisis económica, su repercusión dentro del funcionamiento familiar, y los problemas de infraestructura y provisión de servicios para el sistema educativo. Luego de decir esto, también se adjudican, mutuamente, culpas para las que, año tras año, siguen sin encontrar un ámbito de resolución, por fuera de los habilitados para resolver los conflictos salariales. Lo que queda es un voluntarismo aportado muchas veces desde los dos sectores que suele perderse en la magnitud del problema.

Desde el CPE, en los últimos dos años se lanzaron algunas experiencias piloto, todavía en evaluación. Se trata de la ampliación de clases, conocida como jornada extendida, con el objetivo de retener más tiempo a los chicos en el aula, algo que, de llevarse a gran escala, requeriría de una inversión mayor.

Planes nacionales, como el que salió a buscar a estudiantes que adeudaban materias luego de egresar del secundario, y que incluyen el respaldo de docentes, dan a entender que las dificultades también afectan a quienes logran permanecer en la escuela pública.

En la base del sistema, las dificultades también se muestran, aunque con menor profundidad, en la escuela primaria. No tanto la repitencia como la sobreedad es el problema en este segmento. Mientras el 5,80% de los niños repite, el 22,83% (18.290) tiene más edad de la que debiera para el grado al que asiste.


Formá parte de nuestra comunidad de lectores

Más de un siglo comprometidos con nuestra comunidad. Elegí la mejor información, análisis y entretenimiento, desde la Patagonia para todo el país.

Quiero mi suscripción

Comentarios