Siguen investigando a Lima en Junín y en Córdoba

El encargado del sumario se instalará esta semana en Junín para tomar testimonios, y un fiscal viajará a Córdoba para reunir más pruebas. Lima continúa preparando su defensa.

NEUQUEN (AN)- El juez de Cámara Emilio Castro se trasladará esta semana a Junín de los Andes para profundizar la investigación sumaria iniciada contra el juez Rolando Lima, sospechado de armar una causa para permitir la liberación de un peligroso pirata del asfalto condenado en Córdoba, Alberto «Oso» Zvizer.

El viaje del camarista se concretará posiblemente a mediados de esta semana. No viajará hoy para no superponerse con la presencia en esa localidad del ministro de Seguridad, Luis Manganaro, quien anunciará en forma oficial que está esclarecido el asesinato de las hermanas Olga y Teresa Buamscha, ocurrido el 20 de marzo pasado y que investigó, precisamente, el juez Lima.

Según trascendió, Castro tiene una parte del sumario en la que consta la primera parte de la investigación. A criterio del Tribunal Superior de Justicia, allí hay reunidos suficientes elementos para decidir la suspensión de Lima.

Desde aquel 26 de mayo en que se prohibió la entrada del juez a su despacho, habrían aparecido más pruebas para sostener la sospecha en contra del magistrado.

En forma paralela al sumario administrativo hay una causa penal por «falsa denuncia, falso testimonio y evasión en grado de tentativa» en la que están imputados dos individuos identificados como Raúl Ruiz y Manuel Monteiro. La investigación en ese expediente permitió profundizar la pesquisa sobre la conducta de Lima.

En ese contexto, también esta semana uno de los fiscales de Junín viajará a Córdoba, donde se realiza la otra parte de la investigación y donde se encontrarían pruebas complementarias del intento por liberar al «Oso» Zvizer.

Miembro de una sofisticada banda de piratas del asfalto que operaba en Córdoba, Zvizer fue condenado por la justicia de aquella provincia a 9 años de prisión. En forma paralela, en Piedra del Aguila dos personas (Ruiz y Monteiro) denunciaron un robo y en el juzgado de Junín se sospechó de la presunta participación del «Oso».

El juez Lima pidió que lo trasladen de Córdoba a Junín y lo sometió a una rueda de reconocimiento, en la cual Ruiz y Monteiro no lo recono

cieron.

Así, la causa contra Zvizer en Junín se «cayó», pero seguía firme su condena por pirata del asfalto. Correspondía, en consecuencia, que regresara detenido a Córdoba. Pero en el juzgado de Lima recibieron un fax presuntamente procedente de aquella provincia mediante el cual se comunicaba que le habían concedido la libertad condicional. Así, ya no había motivos para mantenerlo preso.

Lima dejó todo listo para su liberación y se fue de licencia. Una empleada del juzgado desconfió de la autenticidad del fax, llamó a la justicia cordobesa, y se descubrió que no había salido de allí, sino de un locutorio, y que el contenido era falso: no existía tal libertad condicional.

Ruiz y Monteiro fueron llamados otra vez a declarar, ya no como testigos del supuesto robo sufrido en Piedra del Aguila, sino como imputados en la mencionada causa de falsa denuncia, falso testimonio y tentativa de evasión.

Uno de ellos habría dicho que le pagaron para formar parte de una maniobra que dejaría en libertad al «Oso».

Cuando se enteró de todo esto, el TSJ decidió suspender a Lima e iniciarle el sumario.


Adherido a los criterios de
Journalism Trust Initiative
Nuestras directrices editoriales
<span>Adherido a los criterios de <br><strong>Journalism Trust Initiative</strong></span>

Formá parte de nuestra comunidad de lectores

Más de un siglo comprometidos con nuestra comunidad. Elegí la mejor información, análisis y entretenimiento, desde la Patagonia para todo el país.

Quiero mi suscripción

Comentarios

Este contenido es exclusivo para suscriptores

Ver Planes ¿Ya estás suscripto? Ingresá ahora