Siguió sin éxito la búsqueda en el río Limay

NEUQUEN (AN).- Por segundo día consecutivo, la búsqueda fue infructuosa: los buzos no pidieron dar con el cuerpo de Maximiliano Medina, el joven de 17 años que desapareció en el río Limay, en un tramo no autorizado como balneario.

Los bomberos agotaron ayer la búsqueda en el sitio donde fue visto por última vez. Se trata de un pozón de 12 metros de profundidad, ubicado en el final de la calle Linares.

Fuentes de la división Bomberos informaron ayer por la tarde que los buzos rastrillaron el fondo del río en el sitio de la desaparición, y que al no haber resultados la búsqueda se reorientó «río abajo».

La hipótesis es que el cuerpo del joven, haya sido desplazado por la fuerza de la corriente.

La búsqueda ayer se extendió hasta la caída del sol. Según se informó, hubo 11 buzos de Bomberos que fueron asignados al rastrillaje. Durante el primer día de búsqueda, los familiares habían criticado al gobierno por la falta de insumos del personal asignado a la tarea. De hecho, para paliar las contingencias, hubo amigos de la familia que se plegaron a la búsqueda.

Según se supo, el nuevo tramo de búsqueda se extiende hasta la zona de la confluencia entre el Limay y el Neuquén.

Maxi fue el viernes pasado al río a junto a unos amigos, quienes lo vieron arrojar manotazos en señal de auxilio mientras se bañaba.


Adherido a los criterios de
Journalism Trust Initiative
Nuestras directrices editoriales
<span>Adherido a los criterios de <br><strong>Journalism Trust Initiative</strong></span>

Formá parte de nuestra comunidad de lectores

Más de un siglo comprometidos con nuestra comunidad. Elegí la mejor información, análisis y entretenimiento, desde la Patagonia para todo el país.

Quiero mi suscripción

Comentarios

Este contenido es exclusivo para suscriptores

Ver Planes ¿Ya estás suscripto? Ingresá ahora