Textiles brasileños se quejan de las trabas a las importaciones

Así lo expresó la cámara que nuclea a las empresas textiles de San Pablo. Critican el “excesivo” tiempo que Argentina demora para conceder licencias de importación. El retraso es de 100 a 180 días cuando debe ser de 60.

ECONOMÍA

La cámara que agrupa a empresas textiles de San Pablo denunció que “la Argentina está usando un sistema para controlar la entrada de productos” provenientes de Brasil, luego de las quejas en ese sentido que hizo pública la entidad que nuclea a los fabricantes de calzado. Así lo advirtió el presidente de Sinditextil, Alfredo Bonduki, tras precisar que el problema de las compañías textiles paulistanas es el “excesivo” tiempo que demora la Argentina para conceder las licencias de importación. Las empresas textiles denuncian que el retraso llega “de 100 a 180 días” contra los 60 días que, argumentan, debe ser el plazo máximo para liberar el ingreso de los productos importados. “Como los productos de moda son ‘perecederos’, eso crea un problema para la industria”, sostuvo Bonduki al diario Folha de Sao Paulo. Ya con las protestas de los fabricantes de calzados nucleados en Abicalçados, el gobierno de Dilma Rousseff salió a aclarar que “el tiempo para la concesión de licencias a los productos brasileños (por parte de Argentina) es menor que el impuesto para otros países”. El diario brasileño recordó el comunicado emitido por el Ministerio de Desarrollo, Industria y Comercio Exterior brasileño de que existe “contacto permanente” con las autoridades del gobierno argentino para solucionar “dificultades al flujo comercial”. No obstante, Abicalçados salió a advertir que sus industrias acumulan un stock de 4,5 millones de pares debido a las demoras que tienen en liberarse las licencias no automáticas que aplica el secretario de Industria, Eduardo Bianchi. Las quejas de los industriales brasileños se publicitaron en medio de la visita del secretario de Comercio y Relaciones Económicas Internacionales, Luis María Kreckler, y unos 120 empresarios argentinos en un seminario en San Pablo con la intención de incrementar su presencia en el mercado de la máxima economía del Mercosur. La Argentina es el tercer mayor socio comercial de Brasil, desde enero hasta agosto, la balanza comercial bilateral arrojó un superávit en favor de los brasileños de 3.700 millones de dólares. Asimismo, es el mayor comprador del sector textil brasileño: las ventas llegarán este año a los 392 millones de dólares, no obstante lo cual Brasil viene perdiendo participación en el mercado interno argentino a manos de los chinos. En 2005, la industria textil brasileña representaba 42 por ciento de las importaciones argentinas; y este año esa participación caerá a 21 por ciento. Agencia DyN


Adherido a los criterios de
Journalism Trust Initiative
Nuestras directrices editoriales
<span>Adherido a los criterios de <br><strong>Journalism Trust Initiative</strong></span>

Formá parte de nuestra comunidad de lectores

Más de un siglo comprometidos con nuestra comunidad. Elegí la mejor información, análisis y entretenimiento, desde la Patagonia para todo el país.

Quiero mi suscripción

Comentarios

Este contenido es exclusivo para suscriptores

Ver Planes ¿Ya estás suscripto? Ingresá ahora