“Todos nuestros operadores están ocupados”

Qué frase, señor, qué frase: “Todos nuestros operadores están ocupados”. Y sí, con el advenimiento de la tecnología que masifica y comunica a todo el mundo surgió una frase que fue traducida a todos los idiomas y lenguas de nuestro planeta; en alemán, francés, inglés, japonés, hindi, castellano… ponga usted el idioma que prefiera, en todos ellos cuando las empresas tienen que responder al usuario surge la frase “todos los operadores están ocupados”. La realidad es que cuando esta frase surge la empresa realmente no tiene respuesta para el usuario, sus líneas colapsan o las hacen colapsar, pero la cuenta a fin de mes viene idéntica, no hay disculpas, no hay retribución por la falta de servicio, sea eléctrico, de gas, internet, telefonía, agua, supermercados, tarjetas de crédito, entidades bancarias o el que fuere. Me motiva a escribir esta carta la cantidad de amigos y conocidos a los que les sucede esto y, por supuesto, a mí en particular, que por ejemplo tengo una línea de Movistar que hace más de tres años es “robada” por extraños que cargan sus teléfonos con mi cuenta o sacan cuentas a mi nombre. En el caso de Telecom, hace diez años que no me soluciona un problema en la línea fija e internet; sí, leyó bien: diez años de quejas y reclamos formales. O un supermercado que emite tarjetas de crédito que no entrega pero quiere cobrar… sí, una risa, porque ni llorando se hacen cargo de nada. Lo gracioso en algunos casos es que luego del reclamo a uno lo llama una máquina y le pregunta: “¿El reclamo fue llevado a cabo? Digite 1 si está realizado y 2 si no lo está”. Uno pone el 2 y cuando pregunta de nuevo por qué no vinieron, le dicen que en su pantalla figura que está realizado. Es como decir que apretaste mal la opción… son unos fenómenos… ¡ellos siempre tienen la razón! Pero claro, quedan los sistemas de defensa del consumidor a los que uno se dirige, hace la denuncia, está meses para que el trámite se resuelva y luego le dicen : “La empresa va a ser sancionada”. ¿Y yo? ¿Y mi reclamo? ¿No tienen que resarcirme en nada?. “Si usted quiere hágales un juicio civil”… sí: eso contestan los que dicen que te defienden, que les hagas un juicio civil por los daños que creés que te han causado. Entonces, ¿para qué están? De verdad, los consumidores, clientes o como nos quieran llamar, estamos en graves problemas cuando tenemos que enfrentar estructuras muy poderosas y monopólicas, porque cuando ellos te joden la vida no encontramos soluciones en los gobernantes y hasta parecen ser muy complacientes con las megaempresas e importarles un bledo cada uno de nosotros. Y si alguien se ofende del otro lado (empresas) y piensa que no es así, les dejo mi nombre y DNI, estoy en sus bases de datos, me pueden llamar y decirme cuándo Movistar me va a resarcir por todas las molestias que me causa desde hace más de tres años o Telecom desde hace diez y el dinero que me han hecho pagar de más y mi tiempo… mi tiempo… el único bien no renovable; mi tiempo no tiene precio, ¡tiene valor! Pero como Movistar, Telecom y todas las empresas juegan con eso, con el tiempo de uno, es que a veces decidimos dejar de quejarnos para no oír de nuevo esa frase que dice “Nuestros operadores están ocupados… llame más tarde”. Jorge L. Fernández Avello DNI 12.862.056 Bariloche

Jorge L. Fernández Avello DNI 12.862.056 Bariloche


Formá parte de nuestra comunidad de lectores

Más de un siglo comprometidos con nuestra comunidad. Elegí la mejor información, análisis y entretenimiento, desde la Patagonia para todo el país.

Quiero mi suscripción

Comentarios