Un nene de 11 años sustrajo 5.000 pesos

Ocurrió en una estación de servicios. Lo sorprendieron y se le cayeron todos los billetes.

NEUQUÉN (AN).- Un nene de 11 años que había sustraído 5.000 pesos de la oficina del encargado de una estación de servicio de Plottier, fue sorprendido cuando estaba por escapar junto a una adolescente de 17 años que lo esperaba en la calle.

El curioso hecho ocurrió el sábado, aunque recién trascendió ayer, en la estación de servicios ubicada sobre la calle Buenos Aires y Bachmann de Plottier.

La empresa, que funciona en un sector céntrico de la localidad desde hace varios años, fue blanco de robos y asaltos en otras ocasiones aunque nunca de un episodio tan singular.

La policía informó que cerca de las 20, el chico de 11 años se metió en el primer piso de la estación de servicios donde está la oficina del encargado.

De un escritorio sacó el dinero de la recaudación, pero no logró llevárselo: lo encontraron afuera y al ser sorprendido se le cayó el dinero que llevaba en la cintura, debajo de la ropa.

«Cuando el nene bajaba la escalera y salía de la oficina, el encargado regresaba y lo encontró. Le preguntó qué hacía y el chico le dijo que buscaba el baño, pero ahí se

le cayó todo el dinero que llevaba encima y que había robado», señaló ayer a «Río Negro» el comisario Juan Carlos Escobar, jefe policial de la zona de Plottier. «En ese momento el encargado lo retuvo y alertó a la policía que lo trasladó hacia la comisaría, donde luego fue entregado a sus padres», agregó.

El nene vive en la capital neuquina y estaba acompañado por una adolescente que también es de esta ciudad. La chica fue demorada y entregada a sus padres. Entre ellos no habría parentesco «pero habían venido juntos a Plottier en forma circunstancial», señaló el comisario.

Con respecto al robo, sostuvo que «todo indica que ninguno de los dos tenían conocimiento de que el encargado guardaba ese dinero, y que de casualidad lo encontró el chico en el escritorio». En la estación de servicio había varios playeros trabajando, pero ninguno advirtió cuando subía hacia la planta alta.

Luego de que el encargado lo atrapara, la adolescente pidió que lo soltaran y los dejaran ir, pero no le hicieron caso.

«La chica le decía al encargado que ya había recuperado el dinero y que lo dejara ir, pero el hombre optó por entregarlo a la policía», señaló Escobar. Además resaltó que «no hay registros de que en otro hechos similares haya actuado un nene tan chico», resaltó el comisario.

En el hecho tomó intervención también la justicia de Menores.


Formá parte de nuestra comunidad de lectores

Más de un siglo comprometidos con nuestra comunidad. Elegí la mejor información, análisis y entretenimiento, desde la Patagonia para todo el país.

Quiero mi suscripción

Comentarios