Una beba se salvó de milagro gracias a que dos policías le hicieron RCP

La ambulancia no llegaba y la pequeña ya no respiraba.

En Viedma, una beba de 10 meses se salvó de milagro gracias al trabajo de RCP que le practicaron dos policías.

El domingo cerca de las 18, la pequeña estaba ahogada en la casa familiar. Sus padres asustados, llamaron al 911 y quedaron a la espera de la ambulancia.

Efectivos policiales que realizaban trabajo peatonal por la calle Don Bosco, escucharon la modulación de radio del pedido de auxilio y decidieron acercarse a la vivienda familiar.

La ambulancia no llegaba y los uniformados decidieron por solicitar el apoyo de un móvil para poder trasladar a la pequeña al nosocomio local. Además, observaron que la vida de la criatura corría peligro.

En el trayecto desde la vivienda al hospital, los efectivos le practicaron a la beba maniobras de RCP que permitieron mantener con vida a la criatura hasta llegar al centro médico.

La niña continúa internada en el hospital, donde se le realizarán los estudios correspondientes para determinar lo que provocó la insuficiencia respiratoria.


Formá parte de nuestra comunidad de lectores

Más de un siglo comprometidos con nuestra comunidad. Elegí la mejor información, análisis y entretenimiento, desde la Patagonia para todo el país.

Quiero mi suscripción

Comentarios