Vaca Muerta bajo el radar chino

Una misión de firmas locales asistirá a una megamuestra en beijing.

China busca convertirse en un proveedor clave

De China no sólo llegan baratijas. El creciente proceso de industrialización del país asiático lo posicionó como un proveedor de tecnología en todo el mundo. Y, de a poco, empieza a meterse en el mundo petrolero. Entre el 23 y 28 de marzo se realizará en Beijing la 15ª Exhibición Internacional China de Tecnología y Equipamiento para la Industria Petrolera y Petroquímica, más conocida como Cippe. Se trata de un enorme foro donde los proveedores locales muestran sus productos, que van desde torres de perforación hasta sistemas informáticos. Y si de mercados se trata, la Argentina quedó bajo el radar gracias al desarrollo de Vaca Muerta. “El principal mercado de estos productos siempre fue Estados Unidos, pero las empresas empezaron a traer insumos chinos”, comentó Juan Willmott, dueño de Value in Asia. Su empresa, radicada en Hong Kong, se especializa en intercambio comercial y llegó al país para invitar a firmas locales a una misión que organizará a la capital financiera china para asistir a esta megaferia. La actividad la realizarán en conjunto junto con Edin Training y la Cámara del Asia. “Mucha gente tiene la idea de que los productos chinos no son buenos y eso no es cierto. Menos en el rubro petrolero, donde los estándares de calidad son tan altos”, explicó Willmott. Señaló que el desarrollo tecnológico en el país es muy alto y que además los insumos o servicios son muy competitivos y en general más baratos que sus pares de otros lados del mundo. El tema puede ser clave para Vaca Muerta en momentos en los que achicar los costos es una misión primordial. El empresario señaló que el interés local y sobre todo de Neuquén es muy alto. “La industria china creció y avanzó mucho, no sólo en lo referente a producción y explotación sino también a servicios e insumos”. Dos mundos que chocan Si existe una barrera que separa a ambos mercados es sin duda la cultural. Pero el propio Willmott es un ejemplo de que las distancias pueden acortarse. El joven empresario, de 28 años, estudió chino mandarín y fue becado por un año en el norte del país. En el 2013 se asoció con un despachante de aduanas y fundó su empresa en Hong Kong. “Hacemos de todo: desde comercio exterior hasta asesoría, búsqueda de proveedores o productos y asistencia en ferias”, contó. Y dentro de ese concierto inabarcable que es el comercio mundial, el empresario se mostró entusiasmado por lo genera el petróleo, una industria muy dinámica y capital dependiente. China dejó de ser un mero espectador en el mundo petrolero para ser un actor central. Empresas como Cnooc o Sinopec se codean con las firmas majors del sector y operan yacimientos en todo el mundo.

CIPPE es una de las exposiciones más grandes del país. China busca convertirse en un proveedor clave del mercado petrolero.


Adherido a los criterios de
Journalism Trust Initiative
Nuestras directrices editoriales
<span>Adherido a los criterios de <br><strong>Journalism Trust Initiative</strong></span>

Formá parte de nuestra comunidad de lectores

Más de un siglo comprometidos con nuestra comunidad. Elegí la mejor información, análisis y entretenimiento, desde la Patagonia para todo el país.

Quiero mi suscripción

Comentarios

Este contenido es exclusivo para suscriptores

Ver Planes ¿Ya estás suscripto? Ingresá ahora