La banda investigada por estafar con autos tenía un millón en efectivo

Ayer se hicieron ocho allanamientos en autoparques y viviendas. Se dio con cinco personas que serían parte del grupo, uno de ellos integrante de la familia Montecino. Usaban varias modalidades, y a veces intimidaban a las víctimas.

07 dic 2017 - 00:00
Comparte esta noticia

La justicia cipoleña junto a la Brigada de Investigaciones creen haber dado con una banda de ocho personas que estafaba con venta de autos de alta gama. Durante gran parte de la mañana se realizaron allanamientos para avanzar en la investigación de una presunta asociación ilícita. En los operativos se secuestraron costosos vehículos, un arma de fuego y más de un millón de pesos en efectivo, halladas en una vivienda del barrio Don Bosco. Demoraron a cinco personas.

Según trascendió, el dinero se habría incautado en el domicilio de un integrante de la familia Montecino.

Ayer por la tarde, durante una conferencia de prensa, y ante la consulta puntual, el fiscal Guillermo Merlo afirmó que la banda investigada tenía un vínculo con el núcleo familiar de los Montecino, varios de ellos condenados por narcotráfico.

El fiscal detalló que la investigación comenzó hace varios meses a partir de una serie de denuncias independientes por estafas. La operatoria se desarrollaba tras la publicación de avisos de venta de autos a bajos costos, en diarios locales y también redes sociales.

Cuando las personas acudían a comprar el auto se les entrega la documentación “que aparentaba estar en regla” pero al cabo de unos días, explicó Merlo, los automóviles presentaban alguna falla mecánica. En esos casos la víctima acudía al parque automotor para solucionar el problema.

La otra modalidad consistía en que los vendedores se comunicaban con ellos aduciendo que el vehículo presentaba algún “problema registral” y para evitar problemas le ofrecían cambiar el rodado o devolverle el dinero a la víctima.

Según detalló el fiscal que intervino en la investigación, esto no se cumplía y lo que obtenían era el dinero en efectivo y luego obtenían nuevamente el vehículo con el que se hacia la misma maniobra.

“A las víctimas las amenazaban o a veces las intimidaban, inclusive se valían de la utilización de armas de fuego para lograr que las víctimas se cansaran o desistiera de recobrar su dinero”, explicó el fiscal interviniente.

Según se detalló, de los ocho allanamientos, dos de ellos se realizaron en autoparques de la ciudad, que están ubicados en Toschi y Las Heras, y la calle Esmeralda al 800.

Merlo explicó que ayer concluyó la primera etapa de la investigación y remarcó que se estima que existen unas 11 maniobras en procesos de estafas, cuyas víctimas aún no han realizado las denuncias.

De las ochos personas que integraban la banda, cinco fueron demorados ayer, luego del operativo de la fuerza de seguridad. Merlo adelantó que se pasará a la instancia de reconocimiento de personas que va a ser realizado por cada una de las víctimas. Además explicó que se pasará a la formulación de cargos y luego evaluarán los pasos a seguir.

“Es una gran cantidad de documentación (y) una gran cantidad de dinero. Recién acabamos de hacer los allanamientos y todavía tenemos que determinar el origen de los formularios y quien los completaba”, detalló Merlo.

Dato
$ 1.000.000
es el dinero que se secuestró en una vivienda allanada.
El vínculo con los Montecino
El fiscal Guillermo Merlo confirmó que entre los demorados de ayer, figura un joven que integra la familia de los Montecino, cuyos integrantes fueron condenados hace un tiempo por narcotráfico.
Héctor Montecino, quien falleció el año pasado, fue condenado por la justicia federal de Neuquén a 18 años de prisión por liderar una banda narco al igual que su hermana Ruth, quien actualmente cumple una condena por 15 años de prisión.
El joven demorado sería hijo de Ruth, pero esa versión no pudo ser confirmada.
Cipolletti

TAGS.

NEWSLETTER

Suscribite a “Noticias del día” Recibí todas las mañanas un correo con toda la información.