Argentina refuerza su seguridad

Aumenta la custodia a los centros árabes y judíos, debido a la escalada.

BUENOS AIRES (DyN) – El Gobierno reforzó la seguridad en distintos centros judíos y árabes, en el marco del conflicto que se vive en Medio Oriente y que ha puesto al borde de la guerra a israelíes y palestinos.

Desde hace varios días, la Argentina ha aumentado la seguridad en distintas entidades de las comunidades en conflicto y también intensificó los controles en la denominada Triple Frontera, en el límite con Brasil y Paraguay.

Es que, luego de una serie de atentados suicidas el movimiento extremista islámico Hamas anunció ayer que «atacará donde sea» a los israelíes como represalia por la ofensiva militar contra Ramallah, donde tropas israelíes rodeaban el cuartel de Yasser Arafat.

Y como los argentinos ya han sufrido el ataque a la Embajada de Israel -el 17 de marzo de 1992, donde murieron oficialmente 22 personas-, y la voladura de la mutual judía AMIA -el 18 de julio de 1994, que tronchó 85 vidas-, el gobierno decidió reforzar los controles.

«Desde hace varios días, cuando comenzó a agudizarse el conflicto, ya hemos tomado recaudos y hemos reforzado la seguridad de los objetivos que pueden verse afectados» por esta situación, dijo ayer a DyN el secretario de Seguridad Interior, Juan José Alvarez. Si bien aclaró que «no hubo ningún tipo de amenaza puntual», subrayó que «tenemos la obligación de prevenir» .

Fuentes de la Side aseguraron que el Mossad israelí ya se contactó con las autoridades locales, y probablemente en estas horas se podría producir un encuentro entre el embajador israelí o el jefe local de Mossad con el presidente Eduardo Duhalde, para intercambiar información.

Por su parte, el titular de la Delegación de Asociaciones Israelitas Argentinas (DAIA), José Hercman, admitió que la comunidad judía «está alerta» ante la posibilidad que pueda producirse un tercer atentado en el país. «Nuestro ferviente deseo es por la paz, pero sabemos que del otro lado estamos frente a un enemigo muy difícil que es el terrorismo», aseguró.

Hercman admitió que «lamentablemente es un muy mal momento porque estamos muy preocupados por lo que está pasando en Israel».

Y señaló que la decisión de que el premier israelí Ariel Sharon «haya tenido que recurrir a la decisión de atacar no es un buen aliciente y demuestra que la solución al conflicto no está en el horizonte inmediato».

En ese marco, el máximo representante político de la comunidad judía local remarcó que «las alertas se mantienen en todas las instituciones de la comunidad».

«Después de lo que ocurrió en la Embajada y en la AMIA, nunca dejamos de estar alerta porque desde ese momento tuvimos que aprender que los terroristas eligen el camino de asesinar a gente indefensa en cualquier parte del mundo», añadió.

La tensión que se vivía en Medio Oriente desde las últimas semanas se agravó el miércoles pasado, cuando fundamentalistas palestinos mataron a 22 personas en un atentado en Netanya, luego de lo cual Israel invadió Ramallah y rodeó la sede de Arafat.

Hamas amenaza con atacar a Israel «donde sea»

BEIRUT (ANSA) – El movimiento extremista islámico Hamas anunció ayer que «atacará donde sea» a los israelíes como represalia por la ofensiva militar contra Ramallah, y se dijo dispuesto a defender al presidente palestino, Yasser Arafat.

Hubo amenazas también de otros grupos, integristas islámicos y laicos, mientras miles de palestinos marcharon en Gaza y en los campos de refugiados del Líbano incitando a los aspirantes a terroristas suicida a hacer correr «un río de sangre» en Israel.

«Atacaremos la ocupación israelí por todas partes en Palestina»: el anuncio de Hamas, que se refiere tanto a las tropas como a los colonos israelíes, apareció esta mañana en una inscripción sobreimpresa sobre las pantallas del canal libanés Al Manar, propiedad del movimiento islámico chiíta Hezbollah.

Hamas, que reivindicó el ataque suicida del miércoles en Netanya (22 muertos), se dijo dispuesto a enviar a sus combatientes para defender a Arafat, asediado por el ejército israelí en su cuartel general de Ramallah.

«En este momento Hamas dejó de lado toda divergencia con la Autoridad Palestina y Arafat se convirtió en el símbolo de nuestra resistencia», dijo uno de los dirigentes, Ismail Abu Shanab, hablando por teléfono con el canal de Qatar Al Jazira.

«Resistiremos con todos los medios esta guerra de exterminio desencadenada por Israel, y el pueblo palestino en el exterior y el interior atacará donde sea», se le hizo eco desde Damasco el Frente Popular para la Liberación de Palestina (FPLP).

«Todo israelí será objetivo del pueblo palestino», declaró a la prensa francesa Maher Taher, miembro de la oficina política del movimiento laico.

Una coalición de 13 facciones palestinas -entre ellas Hamas y la Jihad Islámica- se reunió en Gaza, comprometiéndose a «una intensificación sin precedentes de la resistencia».

La coalición, llamada «Fuerzas nacionales e islámicas palestinas», dirigió un llamado a todos los grupos militares para que se unan contra la agresión (israelí) y defiendan al pueblo palestino en la franja de Gaza y en Cisjordania, refirió a la prensa occidental un alto dirigente de Hamas.

En Gaza cientos de personas, en gran parte militantes de Hamas, manifestaron después de la plegaria del viernes frente a la sede del Consejo Legislativo (Parlamento) palestino.

«Enviaremos decenas de mártires a Israel si los sionistas dañan a Arafat», gritó a través del megáfono un exponente de Hamas. «Si eso ocurre, correrá la sangre e Israel se hundirá en un río de sangre», advirtió Ahmed Helles, un líder de Al Fatah, el movimiento de Arafat.


Formá parte de nuestra comunidad de lectores

Más de un siglo comprometidos con nuestra comunidad. Elegí la mejor información, análisis y entretenimiento, desde la Patagonia para todo el país.

Quiero mi suscripción

Comentarios