Aún rastrean a sus desaparecidos

Unas 20 familias dieron muestras de sangre.

VIEDMA (AV)- Una veintena de familias rionegrinas aún pelean para tratar de dar con el paradero de sus seres queridos desaparecidos entre 1974 y 1983 como consecuencia de razones políticas. Por ello es que una cantidad similar de muestras sanguíneas están siendo analizadas a fin de determinar si coinciden con restos humanos recuperados por el equipo argentino de antropología forense.

Estas tareas se desarrollan dentro de un programa denominado Iniciativa Latinoamericana para la Identificación de Personas Desaparecidas, que ya envió a Estados Unidos, un total de 600 evidencias óseas de todo el país con el propósito de ser analizadas y posteriormente identificadas. Los esqueletos son de personas asesinadas en su mayoría durante 1975 y 1977.

Río Negro cuenta con el apoyo de los hospitales de Viedma, General Roca y Bariloche como centros de toma de muestras sanguíneas.

Los laboratoristas del nosocomio capitalino extrajeron sangre a cinco personas con ese fin, en Roca a otras tantas, y 15 en Bariloche.

Las determinaciones fueron remitidas a un centro especializado de ese país por intermedio de la

Secretaría de Derechos Humanos de la Nación.

La directora de Derechos Humanos de Río Negro, Gladis Cofré, le adjudicó suma importancia al plan de esclarecimiento de casos en virtud de que, a su entender, «hay mucha gente que desconoce todavía que se pueden apelar a métodos científicos para tratar de dar con el paradero de los familiares desaparecidos».

En cuanto a los resultados que se pueden llegar a obtener y cuánto tiempo pueden demandar las investigaciones, explicó que resulta incierto. Mencionó que «como ya hay restos identificados pueden conocerse en un mes o quizás nunca» aunque más allá del lapso transcurrido «es el único camino posible para que se pueda ir descubriendo la verdad sobre un familiar».

La funcionaria indicó que en este tipo de actuaciones «sabemos que existe mucha ansiedad de por medio» por lo tanto se aclara que el método puede dar resultados negativos en la búsqueda aunque «es la única forma a medida que se van descubriendo nuevas fosas comunes».

Cofré dio cuenta que estos trámites se desarrollan en base a listados oficiales de desaparecidos, con lo cual «si hay casos de gente que no fue hallada, nosotros asesoramos a los familiares sobre cómo actuar para ir en la misma dirección».

En la provincia, Derechos Humanos asignó los teléfonos de consulta 02920-428398 de Viedma, 02941- 1553 1677 de Roca y 02944-422430 de Bariloche. También a la línea gratuita 0800-333-2334 del equipo argentino de antropología forense.


Adherido a los criterios de
Journalism Trust Initiative
Nuestras directrices editoriales
<span>Adherido a los criterios de <br><strong>Journalism Trust Initiative</strong></span>

Formá parte de nuestra comunidad de lectores

Más de un siglo comprometidos con nuestra comunidad. Elegí la mejor información, análisis y entretenimiento, desde la Patagonia para todo el país.

Quiero mi suscripción

Comentarios