Aranguren prometió que Bariloche tendrá más gas el invierno que viene

No es la primera vez que se anuncia, aunque el ministro de Energía dijo que el programa está en marcha y que el único inconveniente es meteorológico. Participó del Foro Latinoamericano de Energía, que seguirá hoy. Mañana se reunirá en el Llao Llao con sus pares de los países que integran el G20.

14 jun 2018 - 00:00

El ministro de Energía de la Nación, Juan José Aranguren, se mostró ayer esperanzado de que la ampliación del sistema de transporte de gas hacia la zona cordillerana del sur de Río Negro y Neuquén, esté terminado antes del invierno que viene, una promesa que este gobierno y el anterior renuevan año a año.

Bariloche y la mayoría de las ciudades cordilleranas de Río Negro, el sur de Neuquén y el norte de Chubut sufren serias restricciones a la demanda por la falta de ampliación de los gasoductos Cordillerano y Patagónico, que parten desde Plaza Huincul y Comodoro Rivadavia, respectivamente.

Hay edificios que, a punto de estrenarse, debieron reconvertirse de gas natural al GLP de garrafas y cilindros. E incluso en Bariloche existe un barrio de viviendas entero que no fue conectado a la red y que recibe semanalmente tubos de gas para cocinar y calefaccionarse.

“Depende de que tengamos recursos suficientes”, dijo primero el ministro, que está desde el martes en Bariloche para participar del Natural Gas Day, el Foro Interamericano de Energía y la cumbre de ministros del G20, que se desarrollará mañana en el hotel Llao Llao.

Foto

“El programa está, el producto se está desarrollando y depende de las condiciones meteorológicas”, advirtió antes de mostrar en el celular de un colaborador la imagen de los caños tendidos en la meseta patagónica cubiertos de nieve.

“No es fácil tirar un gasoducto” en circunstancias así, advirtió a los periodistas, que le recordaron que hace tres o cuatro años que la obra debería haberse terminado. “La única verdad es la realidad”, citó a Perón. “Hay muchas cosas que se prometieron y hoy las estamos realizando. Esperemos que el invierno que viene Bariloche pueda estar disfrutando de una mayor oferta de gas a partir de la ampliación del gasoducto Cordillerano”, añadió. Explicó que cuando asumió el presidente Mauricio Macri, las fuentes renovables de energía representaban sólo el 2% de la matriz y que hoy esa participación está en el 8%.

La proyección de la demanda es una caída del 10% en doce años
Aranguren dijo que el gobierno espera que “en pocos años se pueda retomar la senda exportadora” de hidrocarburos y que la meta es que en nuestro país la demanda de gas, electricidad y petróleo caiga un 10% en los próximos doce años de la mano de la cultura de la eficiencia.
Aranguren estuvo en el inicio del Foro Latinoamericano de Energía que sesiona en el hotel Inacayal como una de las actividades anexas de la cumbre de ministros y secretarios de energía del G20.
Los excedentes exportables, dijo Aranguren, llegarán de la mano “de formaciones rocosas como Vaca Muerta”.
“El desafío de Vaca Muerta es reducir el despilfarro que representa la quema de combustibles líquidos para la generación de electricidad”, dijo en referencia al funcionamiento de centrales térmicas proyectadas para gas, con gasoil.
“La discusión sobre si la central nuclear es o no en Río Negro está en este momento supeditada a encontrar un mejor momento fiscal”.
Aranguren, sobre el acuerdo con China para construir usinas atómicas.
Suma
15.000
nuevos usuarios podrían conectarse a la red en Bariloche si aumenta la capacidad de transporte.

Seguí informado, suscribite GRATIS a nuestro newsletter

NEWSLETTER

Suscribite a “Noticias del día”Recibí todas las mañanas un correo con toda la información.

Últimas noticias de esta sección