Tras la renuncia de Rubiales, las jugadoras de España pidieron ‘cambios estructurales’

La Audiencia Nacional de España dispuso a Rubiales una prohibición de acercamiento y contacto telefónico con Jenni Hermoso. Las jugadoras ratificaron su renuncia al seleccionado mediante un comunicado. Los detalles.

Las jugadoras del seleccionado español que se consagraron campeonas del mundo en Australia-Nueva Zelanda 2023, le comunicaron a la Real Federación Española de Fútbol que mantienen su renuncia al elenco nacional tras el caso Rubiales, quien besó sin consentimiento a Jenni Hermoso.

Según expresaron fuentes de la RFEF a Cadena SER las jugadoras no acudirán a la convocatoria al considerar que la renuncia de Luis Rubiales y el despido del entrenador Jorge Vilda no resultaron suficientes tras el beso en la boca que el exdirigente le dio a la futbolista Jennifer Hermoso.

Tras la polémica del beso sin consentimiento, Jennifer Hermoso, 80 jugadoras y exjugadoras, firmaron un comunicado en el que reclamaron «cambios reales tanto deportivos como estructurales» y por ese motivo, anunciaron su renuncia al seleccionado.

Este mediodía las futbolistas ratificaron su renuncia mediante un documento en el que solicitaron, además de la renuncia del presidente de la RFEF: reestructuración del organigrama de fútbol femenino, del gabinete de la presidencia y Secretaria general, del área de comunicación y marketing y además, de la dirección de integridad.

«Los cambios especificados se basan en la tolerancia cero a esas personas que desde un cargo han tenido, incitado, escondido o aplaudido actitudes que van contra la dignidad de las mujeres», expusieron en el documento.

Además, agregaron que «los cambios que se han producido no son suficientes para que las jugadoras se sientan en un lugar seguro» donde puedan ser respetadas y se apueste al fútbol femenino.

Por último, destacaron que son jugadoras profesionales y las llena de orgullo vestir la camiseta del seleccionado español para llevarlo a lo más alto.

«Creemos que es el momento de luchar para mostrar que estas situaciones y prácticas no tienen cabida en nuestro fútbol ni en nuestra sociedad», así concluyó el comunicado.


La sanción que podrían tener las jugadoras de España


Montse Tomé, la entrenadora que reemplazó a Vilda, no contará con las jugadoras que fueron citadas en el primer llamado.

Según aseguran fuentes de la RFEF, Tomé tiene libertad para incluir a las jugadoras que considere y, en caso de que alguna de ellas aparezca en el listado, deberá asumir las consecuencias de su renuncia.

No asistir a una convocatoria de la selección nacional tiene consecuencias. El artículo 65 del Código Disciplinario de la RFEF, estipula que puede ir desde una multa económica (de 3.006 hasta 31.051 euros), hasta una suspensión de la licencia federativa.

El escándalo que involucró a Rubiales y Hermoso se desató el 20 de agosto, cuando España se consagró campeón mundial en el certamen celebrado en Australia y Nueva Zelanda, luego de ganarle 1-0 a Inglaterra en la final.

En el momento de la premiación, Rubiales, entonces presidente de la RFEF, le entregó la medalla dorada a Hermoso y la besó en los labios, provocando un verdadero repudio.

Luego de varias polémicas e idas y vueltas en la renuncia del dirigente. Finalmente la RFEF despidió a Vilda por haberlo apoyado y aplaudido cuando se negó a dimitir en la asamblea de la institución.


Luis Rubiales no podrá acercarse a Hermoso a menos de 200 metros ni comunicarse con ella


Rubiales declaró ante un juez de la Audiencia Nacional española, acusado por los delitos de «agresión sexual y coacciones».

Según informaron medio españoles, el juez Francisco de Jorge no dio a lugar lo solicitado por la fiscal de la Audiencia Nacional, Marta Durántez Gil, quien pidió un alejamiento de 500 metros y también que compareciera de Rubiales cada quince días en el juzgado, más un embargo preventivo de sus bienes.

Por su parte, el magistrado le dispuso la prohibición de acercamiento a la jugadora Jennifer Hermoso a menos de 200 metros y de comunicación con ella por cualquier medio, informó la Audiencia Nacional de España.

Además, indicaron que Rubiales se defendió al decir que el beso fue “espontáneo, mutuo, eufórico y consentido” en medio de la celebración por el Mundial.

Por el caso, el dirigente fue suspendido provisionalmente por la FIFA y días después renunció a su cargo de presidente en medio del escándalo y repudio generalizado en el mundo del fútbol.


Formá parte de nuestra comunidad de lectores

Más de un siglo comprometidos con nuestra comunidad. Elegí la mejor información, análisis y entretenimiento, desde la Patagonia para todo el país.

Quiero mi suscripción

Comentarios