El hincha que fue tirado de la tribuna tiene muerte cerebral

Los médicos confirmaron a la familia que “no había más por hacer”.

Emanuel Balbo, el joven que fue tirado de una tribuna por hinchas de Belgrano, agonizaba esta noche en el hospital de Urgencias de Córdoba.

En el anochecer los médicos le confirmaron a la familia que no había más por hacer y que se esperaba el desenlace de un momento a otro.

Raúl Balbo, el padre de la víctima, había dicho esta madrugada que su hijo tenia “un uno por ciento de posibilidades de recuperación”.

El diario La Voz del Interior, en su versión on line, señaló que el joven padece “muerte cerebral”, y cita fuentes del hospital y de la Policía provincial.

El padre del muchacho de 22 años había sido informado de la escasa actividad cerebral que detectaron los estudios por imágenes que le hicieron cuando lo llevaron desde el estadio Kempes, donde fue tirado desde una tribuna cayendo cinco metros, golpeando violentamente contra los escalones.

Balbo fue golpeado y acorralado contra una baranda que da a una de las bocas de acceso. Las imágenes parecen indicar que buscó salir de esa situación con un salto pero los que lo agredían terminaron empujándolo al vacío.

“El problema se arma porque a mí hace cuatro años me mataron a mi hijo y él (por Emanuel) va a la cancha y se encuentra con uno de los que lo mataron. Como Oscar Gómez es poco hombre, en vez de defenderse solo, incitó a la violencia con todos los amigos que tenía ahí a agredir a mi hijo y pegarle y hacerle todo lo que hicieron”, expresó el hombre por Cadena 3.

En cuanto a la arista judicial intervienen la fiscal Lilian Sánchez y según el comisario Jorge Gómez, jefe del operativo de seguridad del clásico, dijo que hay “tres identificados” y “es inminente su detención”.

“Son las personas que aparecen en la foto arrojando a Balbo de la tribuna”, sostuvo el policía por radio Mitre.

El club Belgrano emitió un comunicado en el cual “repudia” todo hecho de violencia en el fútbol y aseguró que “de manera aislada” se produjeron dos episodios que dejaron como saldo a dos heridos.

“Más de 57.000 piratas concurrieron al Kempes a vivir una fiesta deportiva en paz, que se vio empañada por estos hechos indeseables”, agregó la institución.

Además de Balbo, resultó herido Diego Frydman en su ojo izquierdo en el momento que llegaba la delegación de Talleres al estadio, y sus familiares responsabilizaron a la policía.

En un sábado de violencia en las canchas, que incluyó que e dos futbolistas y el entrenador de Midland fueron imputados acusados de agredir a futbolistas de Sportivo Barracas en un partido de Primera C, también hubo un grave incidente en San Juan.

Sergio Aráoz, arquero de Sportivo Del Bono, cayó desplomado al ser alcanzado por un ladrillazo en la cabeza, durante el partido en que su equipo visitaba a Atenas Pocito por un partido eliminatorio en el campeonato Federal C.

El árbitro del encuentro suspendió el partido a los 34 minutos según consignó el portal San Juan 8.


Temas

Córdoba
Adherido a los criterios de
Journalism Trust Initiative
Nuestras directrices editoriales
<span>Adherido a los criterios de <br><strong>Journalism Trust Initiative</strong></span>

Formá parte de nuestra comunidad de lectores

Más de un siglo comprometidos con nuestra comunidad. Elegí la mejor información, análisis y entretenimiento, desde la Patagonia para todo el país.

Quiero mi suscripción

Comentarios

Este contenido es exclusivo para suscriptores

Ver Planes ¿Ya estás suscripto? Ingresá ahora