El Invap firmó contrato en Australia

Concretaron la operación para construir un reactor nuclear en ese país

Buenos Aires (Télam/AR).- La empresa argentina Investigaciones Aplicadas firmó el contrato para la construcción de un reactor nuclear para investigación y producción de radioisótopos en Australia, informó ayer un comunicado de la empresa estatal rionegrina.

La formalización del acuerdo con la Australian Nuclear and Technology Organization (Ansto) «perfecciona la designación de «oferta preferida» que recibió la propuesta de Invap sobre las presentadas» por otras tres empresas internacionales de reconocida trayectoria el pasado mes de junio, precisó la nota.

La firma del contrato para la construcción del reactor, que se instalará en Lucas Heights, localidad cercana a la ciudad de Sydney, se realizó con la presencia del embajador argentino en Canberra, Néstor Stancanelli y del presidente del directorio de Ansto, Max Richards, en calidad de testigos.

Por Invap suscribió el documento su gerente general, Héctor Otheguy y por Ansto su directora ejecutiva, Helen Garnett.

El comunicado destaca que «el reactor será el más avanzado en su tipo a nivel mundial en términos de seguridad, performance, confiabilidad y disponibilidad».

Operación sin riesgos

Agregó que «su diseño estará basado en el concepto de defensa en profundidad, que satisface los objetivos de seguridad por medio de varias barreras de contención y sistemas de control. De esta manera se garantiza la operación sin riesgos del reactor y la adecuada protección del público, de los operadores y del medio ambiente».

Destacó también que el nivel de exigencia y minuciosidad ejercidas por los contratantes en la evaluación de las propuestas, «así como por la trasparencia de todo el proceso licitatorio», puede considerarse a este logro técnico-comercial como «el más importante en la historia de la provisión de reactores nucleares de investigación en el mundo».

La licitación australiana convocó a numerosas empresas del «primer mundo», como la alemana Siemens, la francesa Technicatome, la canadiense AECL y la japonesa Hitachi.

Se construirá un reactor «multipropósito», que servirá para aplicaciones científicas y la producción de radioisótopos, con una inversión que alcanza a los 180 millones de dólares.

El emprendimiento generará 150 puestos de trabajo para técnicos e ingenieros argentinos, a lo largo de un plazo de cinco años.

Invap ya había realizado exportaciones vinculadas a la utilización pacífica de la energía atómica a Argelia, Egipto y Perú.


Adherido a los criterios de
Journalism Trust Initiative
Nuestras directrices editoriales
<span>Adherido a los criterios de <br><strong>Journalism Trust Initiative</strong></span>

Formá parte de nuestra comunidad de lectores

Más de un siglo comprometidos con nuestra comunidad. Elegí la mejor información, análisis y entretenimiento, desde la Patagonia para todo el país.

Quiero mi suscripción

Comentarios

Este contenido es exclusivo para suscriptores

Ver Planes ¿Ya estás suscripto? Ingresá ahora