Escape de petróleo cayó a una laguna en Allen

En un pozo que explota una subsidiaria de YPF, a 250 metros de un barrio, se produjo el derrame de un metro cúbico. “Escuchamos una explosión y nuestra casa tembló”, dijo una vecina.



1
#

<p>La fuga, en forma de “spray”, cayó durante unos dos minutos sobre la laguna.</p><p> Foto: Florencia Salto.- </p>

desemboca en el río Negro

ALLEN (AA).- En el corazón frutícola de Allen, un nuevo incidente petrolero generó alarma y preocupación. Esta vez una maniobra en una brida provocó un escape de hidrocarburo que finamente se depositó en una laguna que desemboca en el río Negro.

El incidente ocurrió en una locación ubicada entre la ruta 22 y la calle rural 11, a la altura de Guerrico, en tierras que pertenecen a la empresa Vía Bariloche. En ese lugar, situado a escasos 250 metros de 15 viviendas del barrio “Calle Ciega 10”, se encuentra en producción el pozo EFO 280.

El evento sucedió alrededor de las 14:30 en el colector que a futuro reunirá la producción de otros ocho pozos que se perforarán allí. Mientras el personal de la empresa Ysur (subsidiaria de YPF) realizaba una operación en el sector de baja presión del colector y cuando habilitaron la maniobra de desembridar, aparentemente una burbuja de gas generó una descompresión violenta del hidrocarburo.

“Escuchamos una explosión y nuestra casa tembló. Salimos afuera y vimos a los petroleros corriendo, espantados. Una nube blanca que parecía de gas se hacía cada vez más grande”, comentó Estela, una vecina que vive en una de las viviendas del barrio. Algunos automovilistas que circulaban por la Ruta 22 también advirtieron la nube blanca y que durante algunos minutos se redujo notablemente la visibilidad.

Tras la descompresión, el hidrocarburo se disipó en forma de “spray” durante unos dos minutos y cayó sobre una laguna natural ubicada a muy pocos metros del colector en el que se produjo el incidente. Parte de esa laguna fue rellenada con calcáreo para construir la locación, pero el agua empetrolada tiene contacto directo con un desagüe que desemboca en el río Negro, a la altura de la Costa Blanco.

Foto: Florencia Salto.-

Más tarde, desde Ysur se convocó a la empresa ProEco, encargada de realizar el servicio de emergencia ambiental. Los técnicos colocaron barreras oleofílicas (que repelen el petróleo) en la laguna y el sector de la desembocadura. En el lugar se podía percibir un fuerte olor a hidrocarburo y algunas aves, patos y gallaretas habían buscado refugio en el sector de la laguna al que no había llegado el manchón aceitoso.

Autoridades de la municipalidad de Allen, del DPA y de la Secretaría de Hidrocarburos de la provincia estuvieron en el lugar realizando distintos controles y labrando actas. Según se estimó desde la empresa operadora Ysur, el volumen del escape de hidrocarburo rondaría el metro cúbico (1.000 litros). Ahora se deberán realizar distintas acciones para sanear la laguna, por ejemplo colocando material absorbente y “barriendo” con un skimmer el hidrocarburo que está alojado en la laguna.

El evento -indicaron fuentes de la empresa Ysur- no produjo la rotura de las instalaciones ni heridas en el personal que operaba la brida. “No hubo una explosión sino un silbido”, señaló el secretario de Energía de Río Negro, Marcelo Echegoyen, al referirse al tema en la radio LU19. El funcionario mostró cierto desconocimiento porque cuando se lo consultó por la barriada de la “Calle Ciega Nº 10” y las consecuencias que afectan a los vecinos a causa de la explotación petrolera respondió: “Estoy viendo en el Google Earth y acá no hay ningún barrio”.

Así se veía el escape de hidrocarburo

nzkgzmVEmU8


Comentarios

Escape de petróleo cayó a una laguna en Allen