Final feliz para una de las novelas colombianas

¿La de Teo? No, la de Carbonero, quien arregló su llegada a River.

Carbonero ya llegó desde Arsenal. A Pillud lo quieren, pero por ahora sigue en Racing.

Archivo/FBaires

River tenía dos novelas colombianas con capítulos calientes, de cierre. Y el martes a la noche, una de ellas tuvo final feliz: Carlos Carbonero será jugador Millonario. Ahora, falta la más difícil y la que más seduce a los hinchas: la de Teófilo Gutiérrez. “Nos pusimos de acuerdo por el contrato del jugador, y está viajando de Colombia a Buenos Aires para terminar los trámites, así se puede ir a Salta lo más rápido posible”, confirmó el vicepresidente Diego Turnes. “Llega a préstamo por un año”, agregó el directivo, que comentó que no se fijó aún un monto para la opción de compra. Es que el grupo empresario dueño del pase del volante tiene también el 50% de los derechos económicos de Teo, quien juega en Cruz Azul de México, y la totalidad de Iván Pillud, otro de los que está en carpeta de River. Carbonero, de 22 años, viene de jugar las últimas dos temporadas en Arsenal y anteriormente pasó por Estudiantes. Además, en su país natal se desempeñó en Once Caldas y Atlético Huila. De esta manera, el colombiano se convirtió en el tercer refuerzo oficial después de Osmar Ferreyra y Jonathan Fabbro, mientras que se realizó una nueva oferta para poder contar con los servicios de Teo Gutiérrez. “Hicimos una nueva oferta a la gente de Cruz Azul y estamos a la espera de la respuesta”, señaló Turnes sobre el atacante. Cruz Azul quiere cuatro millones de dólares por el 50% del pase que es de su propiedad (la otra mitad es del grupo empresario), y el equipo Millonario, que ya había ofertado 2,5 millones, ahora le acercó una propuesta por tres millones.

fútbol de afa


Comentarios


Final feliz para una de las novelas colombianas