“Hace 400 años te persiguen y te matan”



Lamentable es la historia que repite y ensalza la muerte de un ser en manos de otro ser, pero esto sucede desde hace siglos...

Tú, la víctima, ese que nació diferente, el que cuando se defiende es tratado como una bestia y lo desaparecen o le dan muerte sabiendo que ningún juzgado hará nada por remediar este crimen, porque tal vez hasta el mismo juez esté de acuerdo...

Tú que caminas en paz, molestando a muchos que jamás conseguirán ese estado anímico en sus vidas.

Tú que provocas a quien te ve tranquilo y por eso te hieren. Y luego dicen que eres un infeliz, que por tu mismísimo origen nada sientes. Y mientras más te hieren más te hacen enojar...

Luego llega tu protesta, tu lógica protesta, y es allí cuando recibes como consuelo la muerte y, por qué no, el aplauso hacia tus verdugos... y entre cuatro paredes...

Tú que cuando naces eres estigmatizado y separado para morir, sin que lo sepas. Tú, a quien el destino saca de su entorno y te doblega a ser un juguete de una minoría.

Tú que miras con ojos de amor y recibes todo el odio del otro lado. Tú que hace miles tenías la pradera como tu casa, y a tus descendientes contigo disfrutando de la vida.

A ti, amigo Miura, y a tus compañeros de otras razas va esta carta como un llamado de atención hacia quienes confunden su humanidad y se comportan como el más básico de los seres que haya pisado la tierra y te dan muerte, y se divierten, y justifican, y vuelven a matar, siempre, a un ser tan magnífico, tan bello, tan misterioso, y mucho más humano que los que se divierten contigo.

Cualquier semejanza con el trato que muchos seres humanos le dan hace siglos a los más desprotegidos o vulnerables es una simple coincidencia. ¿O no?

Jorge L. Fernández Avello

DNI 12.862.056

Jorge L. Fernández Avello

DNI 12.862.056


Comentarios


“Hace 400 años te persiguen y te matan”