Hoy cacerolazo para reclamar contra el corralito, empresas y la Corte

La protesta, con epicentro en capital, se extiende a todo el país.

Las cacerolas volverán a ser el elemento resonante que los vecinos autoconvocados de Capital Federal y numerosas ciudades del interior del país emplearán para reclamar contra el corralito económico, la nacionalización de las empresas privatizadas y contra los miembros de la Suprema Cor-te de Justicia.

La protesta preocupa a altos funcionarios nacionales, que te-men que algunos grupos de revoltosos aprovechen las circunstancias y provoquen desmanes simi- lares a los del pasado 19 de diciembre, que desembocaron en la renuncia de Fernando de la Rúa.

El temor se acentuó cuando un informe oficial entregado por el titular de la SIDE, Carlos Soria, al presidente Eduardo Duhalde reveló que en el país "hay 274 conflictos abiertos, con 160 focos de violencia".

Los graves incidentes registrados en la vivienda de la diputada justicialista Mirta Rubini, en Junín, contribuyeron a la preocupación gubernamental, donde no quieren que algún hecho de violencia tenga final trágico, por las derivaciones que podrían desencadenarse.

Esta vez la manifestación está convocada para las 20 y podría sumar la adhesión de agrupaciones de piqueteros, quienes trabajan en la organización de una protesta nacional que se realizará en la noche del domingo en la Plaza de Mayo.

La protesta también incluye el reclamo del esclarecimiento de la muerte de las más de 25 víctimas fatales de fines de diciembre.

El reclamo del alejamiento de los miembros de la Suprema Corte de Justicia tuvo una nueva manifestación ayer, cuando cien-tos de personas se manifestaron frente al Palacio de Justicia y tras permanecer por varios minutos se trasladaron hasta las viviendas del titular del cuerpo, Julio Nazareno y del ministro Antonio Boggiano.

También en la región hubo ayer "cacerolazos" contrarios al corralito financiero. Las mayores concentraciones se registraron en Roca y Cipolletti, mientras que también salieron a las calles vecinos de Regina y de otras localidades de la región.

En Mataderos se produjo un cacerolazo y escrache contra bancos ubicados en inmediaciones de la Avenida Juan Bautista Alberdi y Lisandro de la Torre, protagonizado por algo más de doscientos comerciantes y vecinos.

La marcha, que se desarrolló sobre dos cuadras, se concentró frente a la sucursal del Banco Río, donde pegaron dos fajas en las puertas vidriadas con la leyenda "Clausurado por falta de pago" y "Chorros".

Los vecinos, algunos con jarros que habían perdido su forma de tanto golpe, pidieron que los bancos extranjeros "se vayan" y queden los bancos oficiales "al servicio de la gente", medida de fuerza que se prolongó desde las 12 y hasta las 15.

Comerciantes de las inmediaciones del Palacio de Tribunales realizaron una manifestación porque denunciaron que deberán cerrar durante febrero por las escasas ventas de las últimas semanas, situación que adjudicaron -entre otros motivos-, a las consecuencias del corralito financiero.

En Mar del Plata, un millar de martilleros marcharon por el centro de la ciudad para exigir la flexibilización del "corralito" financiero y colocaron simbólicas "fajas de clausura", en cada sucursal bancaria por la que pasaban. Dueños y empleados de inmobiliarias agrupados en el Colegio de Martilleros y Corredores Públicos de Mar del Plata avanzaron por la avenida Independencia, en pleno centro de la ciudad, y cortaron el tránsito, para expresar sus protestas contra las restricciones que afectan su actividad.

En Rosario, unos 200 manifestantes realizaron un cacerolazo por la zona bancaria del microcentro, para exigir la devolución de sus depósitos, sin que se registraran incidentes. La protesta se inició en la intersección de las peatonales Córdoba y San Martín frente al Banco Nación. (DyN/Infosic/AR)

Hubo manifestaciones en Roca, Cipolletti y Regina

Cientos de personas manifestaron en Roca, Cipolletti y Regina, en reclamo de que les devuelvan sus fondos a los ahorristas y se rebajen las cuotas de los créditos hipotecarios en dólares.

En Roca, esta vez los bancos fueron los "acorralados" por la clase media y otros sectores sociales. Alrededor de 800 personas que participaron del cacerolazo criticaron duramente la inmovilización de los depósitos de los ahorristas con cánticos e insultos a los banqueros. Mediante fajas con la leyenda de "peligro", todas las entidades financieras privadas, la municipalidad y el Consejo Provincial de Educación fueron clausurados de manera simbólica.

La manifestación se desarrolló de forma pacífica, aunque la andanada de insultos de todo tipo contra el gobierno provincial y nacional no cesó en toda la marcha. Uno de los instantes de mayor efervescencia se produjo cuando la columna se detuvo a pegar las cintas rojas y blancas sobre la puerta de Telefónica Argentina, custodiada por la Policía. También insultaron al gremialista Hugo Moyano.

En Cipolletti, además de los reclamos compartidos por la multisectorial Alto Valle, las alrededor de 300 personas que participaron del "cacerolazo" adhirieron al pedido que desde el lunes realizan los desempleados instalados frente a la comuna.

"Planes Trabajar para los desocupados", escribieron en la vidriera de la municipalidad. También solidarizándose con ellos, el acto de cierre que estaba previsto en la plaza San Martín, se efectuó frente al "piquete".

La movilización de anoche partió desde la plaza San Martín y tuvo un recorrido distinto y mucho más corto al de las semanas pasadas. Al primer lugar al que concurrieron fue al municipio. Luego siguieron hacia las sucursales de los bancos Patagonia, Río y Francés.

Para el próximo jueves, según resolvieron, la protesta se hará de mañana. Entre las 11 y las 13 prevén realizar un "escrache" a las empresas que fueron privatizadas, entre ellas, Edersa, Telefónica y Camuzzi.

Para hoy, en tanto, acordaron adherir al "cacerolazo" nacional, llevando adelante una medida similar en la ciudad.

En Regina más de un centenar de personas hicieron sentir su reclamo al adherir anoche al cacerolazo convocado para expresar su oposición al "corralito", la devaluación, a la concertación económica y para que se vaya "Verani y su gobierno".

La mayoría de quienes formaron parte de la manifestación fueron mujeres, muchas acompañadas por sus pequeños hijos que también se sumaron a la protesta haciendo sonar las cacerolas.

De la movilización tomaron parte integrantes de la Coordinadora de Desocupados "Teresa Rodríguez", de ATE, de la agrupación Mujeres en Lucha, trabajadores del hospital local, estudiantes universitarios, pacientes de los centros de diálisis, amas de casa e integrantes de la Coordinadora de Padres de Villa Regina. (AR/AC/AVR)

Protesta y agresión a periodista

BUENOS AIRES (Télam)- Cientos de manifestantes realizaron un nuevo cacerolazo para reclamar la renuncia de los miembros de la Corte Suprema de Justicia, que incluyó un escrache frente a las viviendas del presidente del máximo Tribunal, Julio Nazareno, y del ministro Antonio Boggiano.

La protesta convocada por la Asociación de Abogados Laboralistas se inició frente al Palacio de Tribunales y tomó un giro inesperado por sus organizadores, cuando un grupo de personas increpó a la custodia policial apostada en Talcahuano al 1.200, que debió retirarse del lugar.

También el periodista de Todo Noticias Osvaldo Logares resultó agredido por un grupo de manifestantes, que responsabilizó al personal de Gendarmería apostado en Talcahuano y Lavalle de la muerte de veinte jóvenes durante los disturbios del pasado 20 de diciembre, que culminaron con la renuncia del ex presidente Fernando de la Rúa.

La protesta en Tribunales reunió a personas enroladas en la AAL, en la Corriente Clasista Combativa, agrupaciones de jubilados y particulares, entre quienes se ubicaron la legisladora de Izquierda Unida. Tras la manifestación frente a la casa de Boggiano los manifestantes fueron hasta el Congreso para pedir juicio político contra los jueces.

De veraneo en el banco

"Yo quedé enganchado en el "corralito" y este banco no me permite ir de vacaciones a otro lugar que no sea la sucursal: éstas son mis vacaciones con mi familia", dijo Marcelo Waistein quien junto a su esposa y dos hijos se instalaron en la sucursal barrio Norte del HSBC como si se tratara de una playa. (Infosic)


Comentarios


Hoy cacerolazo para reclamar contra el corralito, empresas y la Corte