Acusan por femicidio a la pareja de la mujer que apareció ahorcada

El fiscal relató que el día del crimen el hombre llegó a su hogar y atacó a su pareja en la cocina, la golpeó contra el piso y luego la ahorcó con una camisa.

Ramón Romero (62) fue acusado ayer por el femicidio de su pareja, Edith Marín (59), ocurrido en la casa que ambos compartían en el barrio Villa Ceferino de la ciudad de Neuquén, el pasado lunes 28 de noviembre. Se le impuso cuatro meses de prisión preventiva.

De acuerdo al relato de los hechos que realizó el fiscal Maximiliano Breide Obeid en la audiencia de formulación de cargos, Romero asesinó a Marín, entre las 8.30 y las 9, al regresar de su trabajo como sereno. Ingresó a la vivienda, la atacó en la cocina, la llevó al comedor, la tiró boca abajo y la golpeó en la cabeza contra el piso y la pata de un sillón. Luego tomó una camisa y la ahorcó. El delito que se le imputó fue el de homicidio agravado por el vínculo.

Para el fiscal hay varios indicios que señalan a Romero como el autor. El primero es el horario en que ocurrió el crimen que, según él, coincide con la llegada al lugar del hombre. Indicó que un testigo lo vio retirarse del trabajo en su vehículo a las 8.10, en la zona de ruta 7 a la altura de la tercera rotonda. Explicó que por tratarse de un día feriado debió haber arribado alrededor de las 8.30 y 8.45, y no a las 9 como dijo. “Esto es muy significativo porque tiene que ver con la data de la muerte que constató la médica policial”, afirmó Breide Obeid.

Sostuvo que la prueba de bluestar, para detectar manchas de sangre, reveló que Romero limpió la escena del crimen con lavandina. Se cambió la ropa, y recién entonces solicitó ayuda. Remarcó que no hubo puertas forzadas, ni elementos robados y que los perros galgos en ningún momento ladraron, como sí lo hacen frente a personas desconocidas.

Breide Obeid se refirió al contexto de violencia de género en el que vivía la pareja. Aseguró que una vecina relató haber acompañado a la víctima a hacer denuncias a la comisaría, y que incluso la vio con moretones. También mencionó un expediente que se radicó en el juzgado de Familia en abril de 2005 en el que se pidió la exclusión del hogar del ahora imputado. Contó que la familia declaró que la agresión verbal hacia la mujer era “permanente” y que había dos circunstancias que lo molestaban mucho, una de ellas, que llegara a su casa y encontrara la llave puesta del lado de adentro, como ocurrió ese día, y que cuando se enojaba “se cegaba.”

Los defensores públicos, Fernando Diez y Leandro Seisdedos, cuestionaron los horarios dados por el fiscal. Manifestaron que se hizo una “interpretación forzada de los hechos” y plantearon que solo hay una denuncia por violencia. Enfatizaron en que Romero tiene artrosis y está sometido a un tratamiento oncológico.

Si bien Breide Obeid pidió seis meses de prisión preventiva, el juez de Garantías, Diego Piedrabuena, le concedió cuatro meses, y aclaró que la defensa tenía diez días hábiles para acreditar el estado de salud del imputado, y así solicitar una medida menos gravosa.

La prueba de bluestar reveló que Romero limpió la escena del crimen con lavandina, se cambió la ropa y recién entonces solicitó ayuda.

Pena inicial

Datos

La prueba de bluestar reveló que Romero limpió la escena del crimen con lavandina, se cambió la ropa y recién entonces solicitó ayuda.
4
meses de prisión preventiva le fueron impuestos como pena al hombre acusado de matar a su mujer en Neuquén.

Adherido a los criterios de
Journalism Trust Initiative
Nuestras directrices editoriales
<span>Adherido a los criterios de <br><strong>Journalism Trust Initiative</strong></span>

Formá parte de nuestra comunidad de lectores

Más de un siglo comprometidos con nuestra comunidad. Elegí la mejor información, análisis y entretenimiento, desde la Patagonia para todo el país.

Quiero mi suscripción

Comentarios

Este contenido es exclusivo para suscriptores

Ver Planes ¿Ya estás suscripto? Ingresá ahora