La “T” cortó el envión ganador del Rojo

A falta de 15’, Independiente se durmió en un lateral y Talleres lo empató 2-2, en un intenso partido jugado en Córdoba.



#

b nacional

Independiente supo dar vuelta el encuentro, pero los cordobeses despertaron a tiempo. Ambos quedaron con 14 unidades.

Es inevitable, el empate le suena a poco a Independiente. Si bien arrancó perdiendo ante Talleres en Córdoba, después de dos golazos del Rolfi Montenegro, el Rojo lo había dado vuelta y si se iba con los tres puntos del ‘Mario Alberto Kempes’ de Córdoba, ingresaba en zona de ascenso. Al fin y al cabo, el objetivo único y urgente que tiene el equipo de Omar De Felippe.

Parecía victoria roja ante una multitud que bramaba por la ‘T’. Sin embargo, a falta de 15’ para el final, la defensa de Independiente -sin dudas la línea más floja del conjunto de Avellaneda-, se durmió tras un lateral cordobés que derivó en la igualdad de Sánchez Sotelo.

Ahora Independiente quedó junto a Talleres con 14 unidades y quedaron a 9 del puntero Banfield, a 8 del escolta Defensa y Justicia y a 1 de los terceros Crucero del Norte y Atlético Tucumán, que jugarán hoy.

El equipo cordobés se puso arriba de manera inesperada a través de un tiro libre ejecutado por Elvio Fredich a los 4’. Su centro no pudo ser conectado por cuatro jugadores que se encontraban en offside (aunque queda sujeta a interpretación su decisión de participar en la jugada) y terminó en el segundo palo del arquero Diego Rodríguez que tuvo una nula respuesta.

Montenegro logró el empate a los 44’ a través de un fuerte derechazo desde unos 25 metros y de frente al arco, que no pudo ser contenido por el arquero Pablo Santillo y se ubicó a media altura en el palo derecho del arquero. A la vuelta de los vestuarios, el Rolfi volvió a convertir a los 5 minutos, tras conectar con un derechazo un corner lanzado por Matías Pisano.

Sin embargo, el conjunto cordobés logró empatar tras una jugada surgida de un lateral y que tras una mala marca de la defensa de Independiente derivó en una asistencia para el delantero Sánchez Sotelo, que convirtió con un remate con pierna izquierda.

Independiente lamentó en parte el empate, aunque con la llegada de Omar De Felippe logró hasta el momento tres empates y tres triunfos, por lo que aún mantiene el invicto desde que se puso al frente del equipo.

Talleres vivió una situación similar, en las primeras cinco fechas no había ganado con tres empates y dos derrotas, pero la diferencia fue que la directiva del equipo cordobés lo sostuvo al entrenador Arnoldo Sialle, que ya lleva cinco encuentros sin perder.

Independiente dominó la pelota en la mayor parte del juego pero no logró inquietar demasiado al conjunto rival al generar pocas situaciones de riesgo, además de que erró muchos pases que le permitió a Talleres realizar varios contraataques que evidenciaron la falta de solidez defensiva roja.

Lo más rescatable en Independiente fue la reaparición del Rolfi. Después de muchos encuentros volvió a erigirse como figura el capitán Montenegro, quien no marcaba por duplicado desde los tres goles convertidos a Rosario Central en el Clausura 2009.


Comentarios


La “T” cortó el envión ganador del Rojo