No alcanzan los pediatras en el hospital Neuquén

Los profesionales del servicio no dan abasto con las guardias.Aseguran que el sector público ya no atrae a los facultativos.

NEUQUEN (AN).- El servicio de pediatría del Hospital Castro Rendón no da abasto con las guardias. Los médicos resolvieron cerrar la guardia externa a partir de las 20.30 y atender sólo pacientes graves que no puedan ser asistidos en otros nosocomios.

Desde hace más de un año, los profesionales solicitan aumento del personal y hasta ahora no han recibido respuestas de las autoridades. La situación obliga a los 15 médicos del servicio a trabajar hasta tres semanas seguidas para cubrir el esquema de guardias. A raíz del hecho el servicio de pediatría decidió enviar una nota a cada uno de los hospitales de la provincia para que se "abstengan de derivar niños por causas no inherentes a las patologías que los afecta. Por ejemplo no reciben niños de otros hospitales por falta de tubos de oxígeno, ausencia de enfermeras o falta de anestesia "porque acá faltan pediatras", señala el comunicado interno firmado por el servicio de pediatría.

Entre 1.800 y 2.200 niños por mes son atendidos en la guardia de pediatría del hospital de alta complejidad, que recibe pacientes de los otros centros de atención de la capital, del interior e incluso de provincias vecinas.

La jefa del servicio de pediatría, Mirta Pacín, aseguró que las autoridades no priorizan el servicio y "no les interesa el sistema de salud regionalizado". Pacín aseguró que se están malgastando los recursos humanos de pediatría, ya que "hay pediatras trabajando en Plottier y Cutral Co como médicos generales, que quieren trabajar acá, pero falta que los estamentos superiores den la orden".

El hospital neuquino perdió parte de sus pediatras jóvenes con la apertura del Hospital Heller. El 75 por ciento del personal del servicio del Castro Rendón tiene más de 45 años.

Pacín afirmó que al ser un hospital de máxima complejidad, la persona tiene que estar capacitada y los recursos están en la provincia, pero "muchos no quieren venir porque el hospital público paga poco y con atraso de hasta 7 u 8 meses", aseguró Pacín.

El último concurso para cubrir cargos se realizó en 1989 y, a pesar del aumento de la demanda de atención, el número de personal en 11 años no sólo no se incrementó, sino que tiene una vacante hace un año y medio.

Sin cielorraso en el hospital de El Chocón

En el hospital público de Villa El Chocón los pacientes y empleados no ganan para susto. Ocurre que literalmente el cielorraso se cayó a pedazos y amenaza con seguir desmoronándose.

Los empleados advirtieron ayer a la subsecretaría de Salud y al área de Trabajo que de no resolverse los problemas edilicios realizarán medidas de fuerza. La municipalidad es la encargada de realizar las refacciones del hospital con un fondo de unos 80 mil pesos en concepto de obra delegada que debe financiar la provincia.

El intendente de El Chocón, José Luis Mazzone, aseguró que "el inicio de las obras está planeado para dentro de un mes".


Comentarios


No alcanzan los pediatras en el hospital Neuquén