Nole y su categoría, Ferrer y su mentalidad

Djokovic superó a Berdych en cuatro sets. David se lo dio vuelta a Almagro.

Novak Djokovic no sufrió tanto esta vez y se impuso por 6-1, 4-6, 6-1, 6-4 a Tomas Berdych, para avanzar a las semifinales del Abierto de Australia, donde se medirá al español David Ferrer. Entre las chicas, Maria Sharapova siguió intratable dentro de un torneo en el que ha cedido sólo nueve games, para colocarse también en semis; irá ante Li Na. Después de las cinco horas ante Stanislas Wawrinka, Nole no atravesó problemas serios y continuó la búsqueda de un tercer título consecutivo en Melbourne. Completó su victoria sobre Berdych exactamente en la mitad del tiempo que duró su encuentro anterior. Ahora, Djokovic ha ganado 19 encuentros consecutivos en el Melbourne Park. “Fue una gran actuación’’, dijo. “Esperaba que el partido fuera más corto’’, remató. En el penúltimo camino a la corona, el mejor del planeta se las verá con Ferrer, quien demostró que tiene alquilado a su compatriota Nicolás Almagro. 13-0 marca el historial, pero en el duelo de ayer quedó confirmado que David le gana con la cabeza. El cuarto favorito sobrevivió al peligro en el tercer parcial y a dos situaciones comprometidas en el cuarto, cuando Almagro, décimo preclasificado, sirvió para partido. Sin embargo, David reaccionó y ganó 4-6, 4-6, 7-5, 7-6 (4), 6-2. “Fue un milagro que haya ganado este partido, creo’’, admitió Ferrer, quien agregó: “Intenté pelear cada punto, así juego. Siempre lucho’’. Sharapova, número 2 del mundo, superó por 6-2, 6-2 en los cuartos de final a su compatriota Ekatrina Makarova en la arena Rod Laver, y ha pasado únicamente cinco horas y 15 minutos en la cancha durante el torneo. Es un logro sin precedentes en Australia. “Siendo honesta, esas no son las estadísticas que uno quisiera que se conocieran’’, dijo Maria. Luego de abrir con un par de victorias por 6-0, 6-0, destrozó por 6-1, 6-3 en la tercera ronda a Venus Williams, que ha ganado siete GS y en la cuarta ronda apabulló por 6-0, 6-1 a Kristen Flipkens. Nadie ha cedido tan pocos games en camino a las semifinales en el Abierto de Australia. Li, en tanto, tiene menos números pero avanzó a semis por tercera vez en cuatro años en el Melbourne Park. Venció 7-5, 6-3 a Agnieszka Radwanska, que llevaba 13 victorias seguidas. “Ella es una jugadora difícil. Me sentía hoy contra una pared’’, dijo la china. Anoche se disputaban los últimos choques de cuartos: Sloane Stephens-Serena Williams y la campeona defensora, Victoria Azarenka, ante Svetlana Kuznetsova.

abierto de australia


Adherido a los criterios de
Journalism Trust Initiative
Nuestras directrices editoriales
<span>Adherido a los criterios de <br><strong>Journalism Trust Initiative</strong></span>

Formá parte de nuestra comunidad de lectores

Más de un siglo comprometidos con nuestra comunidad. Elegí la mejor información, análisis y entretenimiento, desde la Patagonia para todo el país.

Quiero mi suscripción

Comentarios