“Otra narración de la historia es posible”

"La historia argentina que no nos contaron” es sobre la que “Pacho” O’Donnell disertará hoy en el cine Español de Neuquén y mañana en el hotel Edelweiss de Bariloche.



Psicoanalista, conductor de programas de radio y televisión, escritor e historiador, Mario “Pacho” O'Donnell dictará dos conferencias en Neuquén y Bariloche sobre una visión que hace tiempo viene trabajando de la historia alternativa a la tradicional, “liberal, porteñista, oligárquica”, precisa O'Donnell, “que ha caracterizado siempre a la que puede denominarse historia oficial”.

O'Donnell brindará una charla sobre “La historia argentina que no nos contaron”, hoy a las 21en el cine Español de Neuquén. La entrada es libre y gratuita y cuenta con la organización de Tarjeta Naranja. Los interesados deben retirar los ticket de ingreso en Alcorta 153. Mañana, a las 21, disertará en el hotel Edelweiss de Bariloche.

Para el psiconalista “hay otra narración posible, más nacional, popular, que modifica esa versión. Algún periodista me ha consultado sobre el interés que despiertan los libros de historia y contesto que no se los debe llamar así, son libros de cierta visión histórica. Por la crisis que hace tiempo vivimos, la gente busca formas más certeras de pensar y entender lo que le sucede al país, a cada uno en su circunstancia. Y la historia es un elemento que se nos inocula prematuramente. En el jardín de infantes ya se nos enseña a reconocer próceres y hechos, y a no exaltar otros. Se nos señala qué tipo de ciudadanas o ciudadanos debemos ser. Si debemos valorar más a Rivadavia que a Dorrego, celebrar más las batallas ganadas por los unitarios, que aquellas que ganaron los federales. Todo eso es un proceso de construcción de un sistema de pensamiento hoy profundamente en crisis. Por eso la historia, que revisa formas de comprender nuestra realidad, está siendo jerarquizada por los lectores”.

– También se nos ha convencido de que la versión conocida de la historia es neutral…

– Es falso. La historia nunca puede serlo, siempre está teñida de subjetividad; la oficial lo está de arbitrariedad reconocida. La mutilación de la figura de San Martín no es casual; nunca nos enseñaron bien qué pensaba. Y al no saberlo, quedan oscuros aspectos de su vida.¿Por qué se va del país cuando gobierna Rivadavia?, lo hace porque lo amenazan de muerte. ¿Por qué no vuelve más y su cadáver tarda treinta años en regresar a la patria? Se nos oculta que San Martín tenía un contencioso intenso con los gobiernos porteños, se llevaba muy mal con rivadavianos y alvearistas; estos grupos no le perdonan la posibilidad de erigirse en importante caudillo federal, cosa de la que nunca tuvo intención, según lo mucho que he investigado. Pero podría haberlo sido por su prestigio y sus campañas en las provincias; fue un hombre asimilado al gaucho, a la persona de pueblo, a la chusma, como se decía entonces. Además er clara su amistad con caudillos como Estanislao López y José Artigas, con quienes se carteaba.

No le perdonan haber seguido la Campaña de Los Andes y no acudir a defender Buenos Aires del ataque de López y Francisco Ramírez, tal como le reclamó Rondeau. San Martín se niega y en la ciudad-puerto le hacen la cruz… Se habla del encuentro con Bolívar en Guayaquil, intentando convencernos de que fue misterioso e intervino la masonería, porque no quieren contar que Rivadavia no le dio apoyo y cuando llega a la entrevista, su resultado es inevitable y lógico. Se estaba reuniendo un hombre sin apoyo, O'Higgins ya perdido el poder en Chile y Simón Bolívar fuerte después de Pichincha, con un ejército de moral alta, bien armado. San Martín, con toda sensatez y generosidad le entrega la gloria a Bolívar. Protagonista importante a distancia fue la avaricia, la negación de Buenos Aires, de apoyar al Libertador en su Campaña de los Andes.

– Bernardino Rivadavia tuvo mucho que ver con el comienzo de nuestro endeudamiento externo a través del empréstito con la banca inglesa Baring Brothers. Su apellido denomina calles importantes de cualquier ciudad, la avenida porteña más larga…

– Y le digo más, Rivadavia no sólo fue iniciador del sistema de dominación de las potencias en la Argentina, mediante endeudamiento. Instauró con Manuel García, traidor a la patria que tiene calles en muchos lugares también, el sistema de especulación financiera que de una u otra manera más sutil, hoy continúa, cuando crean el Banco de Descuentos, institución con un nivel extraordinario de corrupción. Rivadavia es además uno de los pioneros en la confusión entre lo público y lo privado, cuando siendo funcionario, trabaja para la explotación de minas de plata en La Rioja. Un personaje digno de revisión…

– Litto Nebbia canta “si la historia la escriben los que ganan, eso quiere decir que hay otra historia, la verdadera historia, quien quiere oír que oiga…”

– Es un poema de Eduardo Mignogna que seguimos usando con Felipe Pigna como carátula de nuestro programa de radio. La inquietud por oír es creciente. Pero volviendo a lo que usted planteaba, la visión de la historia que propongo no pretende ser objetiva. Tiene un grado de subjetividad; por la misma necesidad de corregir, la indignación que produce la deformación de nuestra historia, es poco objetiva. Es un intento de poner las cosas en orden y porque a veces es difícil hacerse escuchar, afirmo enfáticamente ciertos aspectos…

Eduardo Rouillet


Comentarios


"Otra narración de la historia es posible"