Piden al ejército chino prepararse para la guerra

Lo hizo el presidente Hu Jintao, luego de ser nombrado en la Comisión Central Militar. Hu ya encabezaba la comisión militar del partido Comunista. Los comentarios surgieron pocas horas antes de que el Parlamento chino sancione una ley por la que autoriza el uso de "medios no pacíficos" para impedir un eventual intento secesionista de Taiwán. Objeciones de Rice.

PEKIN (AFP/AP/DPA)- El presidente chino Hu Jintao dijo ayer al ejército que se prepare para la guerra y considerar la defensa nacional «por encima de todo'', la víspera de ser aprobado un proyecto de ley que autorizará el uso de la fuerza militar contra Taiwán si declara oficialmente su independencia.

«Aumentaremos los preparativos para un posible enfrentamiento militar y aumentaremos nuestra capacidad para encarar la crisis, salvaguardar la paz, evitar las guerras y ganarlas en caso de que se produzcan», dijo Hu según la agencia noticiosa oficial Xinhua.

Los comentarios de Hu a los 2,5 millones de integrantes del Ejército Popular de Liberación siguieron a su nombramiento horas antes a la Comisión Central Militar, con lo que quedó completada una transferencia generacional del poder.

Hu encabeza ya la comisión del Partido Comunista que dirige las fuerzas armadas.

La legislatura nacional aprobó su designación por votación de 2.886 contra seis y cinco abstenciones.

Hu, quien ocupó el puesto mayormente ceremonial de la dirección militar en sustitución del presidente Jiang Zemin, no ha mostrado deseos de apartarse de la posición de Jiang en lo referente a Taiwán.

China empleará «medios no pacíficos» para impedir la independencia de Taiwán en el caso de que fallen todas las posibilidades de reunificació pacíficas, dice un proyecto de ley que se espera será aprobado hoy por el Parlamento chino.

«Si las fuerzas separatistas de Taiwán provocan, por cualquier forma o medio, una secesión de Taiwán de China, si ocurre un incidente importante o si las condiciones para una reunificación pacífica se agotaran completamente, el Estado empleará medios no pacíficos y otras medidas necesarias para proteger la soberanía y la integridad territorial de China», señala el texto.

Una parte del proyecto de ley fue dado a conocer ayer en la mañana por la agencia de noticias Xinhua (China Nueva), pocas horas antes de que la Asamblea Nacional Popular (ANP, parlamento) lo apruebe, como espera que haga.

El vicepresidente de la ANP, Wang Zhaoguo, había adelantado el martes pasado las líneas generales del proyecto de ley, pero sin dar detalles.

Al día siguiente, el diario taiwanés Lianhepao había anunciado la ley anti-secesión y mencionó los «medios no pacíficos» ahora citados por la agencia china.

Xinhua no especificó lo que el gobierno de Pekín entendía por «medios no pacíficos», pero analistas estiman que eso abarca medidas que van desde el bloqueo hasta ataques de precisión con misiles o la invasión de la isla nacionalista.

China considera a Taiwán, que goza de una independencia de facto desde el final de la guerra civil entre comunistas y nacionalistas en 1949, como una provincia rebelde.

Rice critica la ley antisecesión

WASHINGTON (AFP).

La secretaria de Estado estadounidense Condoleezza Rice reiteró ayer sus críticas contra la ley «anti-secesión» que permitiría a China recurrir a la fuerza en caso de independencia formal de Taiwán, que podría ser aprobada hoy por el Parlamento en Pekín, advirtiendo que la misma «fomenta las tensiones».

«Esta (ley) fomenta claramente las tensiones», declaró Rice en la cadena estadounidense ABC, instando a «las dos partes a que no tomen medidas unilaterales que aumenten las tensiones».

«Ninguna de las dos partes debe tomar medidas unilaterales para modificar el statu quo», añadió la jefa de la diplomacia estadounidense, que visitará Pekín el 20 y 21 de marzo, como parte de la última etapa de su gira por seis países de Asia.

La ley china genera una fuerte oposición en Taiwán entre las fuerzas pro-independentistas que apoyan al presidente Chen Shui-bian y consideran que este es un medio para anexar la isla por la fuerza. Por su parte, Pekín asegura que el empleo de «medios no pacíficos» están previstos sólo como «último recurso».

La Casa Blanca pidió a Pekín la semana pasada que reconsidere la aprobación de la ley que «no ayuda a resolver los conflictos con Taiwán».


Adherido a los criterios de
Journalism Trust Initiative
Nuestras directrices editoriales
<span>Adherido a los criterios de <br><strong>Journalism Trust Initiative</strong></span>

Formá parte de nuestra comunidad de lectores

Más de un siglo comprometidos con nuestra comunidad. Elegí la mejor información, análisis y entretenimiento, desde la Patagonia para todo el país.

Quiero mi suscripción

Comentarios