Piden que las hipotecas vuelvan a estar en manos de la provincia

Son familias cuyas viviendas van a ser rematadas. Tomaron la ADUS

NEUQUEN (AN).- Más de medio centenar de vecinos afectados por remates de viviendas tomaron ayer la sede central de la Agencia de Desarrollo Urbano Sustentable (ADUS) para exigir que desde el organismo provincial se recuperen las carpetas de deudas hipotecarias que años atrás fueron cedidas por el Instituto Provincial de Vivienda y Urbanismo (IPVU) al Banco Hipotecario. En total 606 familias de cinco localidad de la provincia se encuentran afectadas ya que en pocos días sus casas podrían ser rematadas.

Desde las 9 de la mañana más de medio centenar de manifestantes se instalaron frente a la sede de la ADUS a la espera de una reunión con el titular del organismo, José Luis Falleti. Sin embargo, pasado el mediodía el reclamo derivó en la toma de las instalaciones ya que según aseguraron los vecinos «no nos dieron ninguna solución y no podemos seguir esperando porque en cuestión de días nos pueden rematar nuestras casas».

«Estamos tratando de buscar una solución razonable para los vecinos que tienen este perjuicio y para el Estado provincial que tiene que afrontar ésa cartera», dijo Falleti en el boletín de prensa oficial.

Las familias afectadas fueron las que recibieron en 1997 su viviendas a través de una operación conjunta entre el IPVU y el Banco Hipotecario. Sin embargo un par de años después, y sin su consentimiento, las hipotecas fueron cedidas por el IPVU al banco, que en 2001 comenzó a rematar las viviendas con deudas. «Mi casa estuvo a punto de ser rematada y otras 30 iban por el mismo rumbo cuando logramos interponer un amparo», explicó uno de los afectados, Andrés Atencio.

Sin embargo el plazo del amparo venció el pasado 10 de marzo, motivo por el cual los vecinos reclaman que desde la ADUS, como reemplazante del IPVU, se recuperen esa carpetas de deudas para refinanciar los pagos pendientes y poder evitar los remates. «En 2003 se aprobó la ley 2.370 que autorizaba al gobierno provincial a recuperar toda la deuda, que era de 8.800.000 pesos, pero no se hizo», explicó Atencio y agregó que «ahora aseguran que la deuda asciende a 27.000.000 y por eso desde hace meses nos vienen pidiendo tiempo para analizarlo».

El enojo de los vecinos se desató la semana pasada cuando Falleti les dijo, según contaron, que no estaba al tanto del tema. «Es una barbaridad porque no podemos seguir esperando a que analicen los detalles», aseguró Atencio.


Adherido a los criterios de
Journalism Trust Initiative
Nuestras directrices editoriales
<span>Adherido a los criterios de <br><strong>Journalism Trust Initiative</strong></span>

Formá parte de nuestra comunidad de lectores

Más de un siglo comprometidos con nuestra comunidad. Elegí la mejor información, análisis y entretenimiento, desde la Patagonia para todo el país.

Quiero mi suscripción

Comentarios

Este contenido es exclusivo para suscriptores

Ver Planes ¿Ya estás suscripto? Ingresá ahora