Por primera vez en el país extirpan un tumor por vía transanal

Es la primera vez que esta técnica se emplea en el país y la paciente evoluciona favorablemente; a sólo 12 horas volvió a su casa y a los tres días ya estaba trabajando.

Un equipo quirúrgico del hospital provincial Ramón Carrillo, del partido bonaerense de Tres de Febrero, extirpó un tumor colorrectal a una mujer de 71 años por vía transanal, con instrumental laparoscópico y sin necesidad de abrir el abdomen.

Es la primera vez que esta técnica se emplea en el país y la paciente evoluciona favorablemente; a sólo 12 horas volvió a su casa y a los tres días ya estaba trabajando.

A diferencia de la cirugía tradicional, no requiere abrir el abdomen, tiene menos riesgo de muerte y complicaciones, precisó un comunicado del ministerio de Salud bonaerense.

La operación, que estuvo a cargo del cirujano Alejandro Canelas, especializado en cirugía colorrectal, duró una hora y media y permitió que la paciente se recupere rápidamente.

La técnica empleada por primera vez en el hospital Carrillo sirve para aquellos pacientes que tienen un diagnóstico temprano del cáncer colorrectal.

En este caso, la paciente había hecho una primera consulta porque notó sangre en la materia fecal.

A partir de ahí, los médicos le indicaron una videocolonoscopía y una ecografía endorrectal que les permitió dar con el diagnóstico preciso antes de que el cáncer avance.

“Una vez más el sector público de la salud es pionero en empleo de una técnica quirúrgica que, además de evitar abrir el abdomen implica una recuperación más rápida con menor riesgo de complicaciones”, aseguró el ministro de Salud de la Provincia , Alejandro Collia, al interiorizarse hoy en el hospital del nuevo procedimiento en una reunión con el jefe de cirujanos, Julio Lemos.

La técnica, llamada Tamis, requiere la implementación de un dispositivo (endorec) que posee varias válvulas y tres canales.

Al inicio de la operación, se anestesia al paciente y luego se infla el recto por vía anal, tras lo cual, por uno de los canales del dispositivo se introduce una pequeña cámara, que permite a los cirujanos apreciar la zona a intervenir y el tumor que, en este caso, tenía 4 centímetros de diámetro.

“Por el segundo canal se despeja la zona a tratar y por el tercero se introduce el instrumental que permite seccionar y disecar la lesión para, finalmente, cerrar la pared rectal con una sutura”, explicó Canelas, que trabajó en equipo con el cirujano Mario Abritta.

Hoy, al sexto mes de control posoperatorio, la paciente dejó de ser paciente: superó los controles de rigor, está curada y hace una vida completamente normal.

“La nueva técnica es mínimamente invasiva, y constituye una fusión superadora de la cirugía laparoscópica y la microcirugía endoscópica transanal”, detalló Canelas.

Explicó que esta última también es poco invasiva, permite extraer el tumor a través del ano pero requiere de un instrumental tan oneroso que no existe en el país.

El cáncer colorrectal es uno de los más frecuentes, tanto en hombres como en mujeres, sobre todo a partir de los 50 años de vida.

En la Provincia se estima que cada año mueren unas 5 mil personas por esta enfermedad. Si bien es la segunda causa de muerte por cáncer, si se hacen los controles en tiempo y forma, es perfectamente curable. (Télam)


Adherido a los criterios de
Journalism Trust Initiative
Nuestras directrices editoriales
<span>Adherido a los criterios de <br><strong>Journalism Trust Initiative</strong></span>

Formá parte de nuestra comunidad de lectores

Más de un siglo comprometidos con nuestra comunidad. Elegí la mejor información, análisis y entretenimiento, desde la Patagonia para todo el país.

Quiero mi suscripción

Comentarios

Este contenido es exclusivo para suscriptores

Ver Planes ¿Ya estás suscripto? Ingresá ahora