Análisis: Con tres fotos de ventaja

15 abr 2018 - 23:35
Ya no quedan elecciones previas. No hay más testeos en las urnas. En un año Río Negro estará en la recta final de la campaña provincial y el camino hacia esa instancia decisiva depende ahora de los candidatos.
Pero no todos están a la misma distancia de la línea de largada.
El Frente para la Victoria logró ayer en Regina un nuevo envión anímico, completando el impulso que tomó el año pasado con las PASO y las legislativas nacionales de octubre.
Los opositores al peronismo relativizarán hoy la influencia de estas elecciones previas a la hora de votar para gobernador.
Pero en esta política donde la imagen suele pesar más que las ideas, Martín Soria lleva tres festejos en menos de un año, cuando el oficialismo provincial todavía no definió quién será su candidato y Cambiemos tampoco consolida una estrategia, más allá del entusiasmo del diputado Sergio Wisky.
Por eso el intendente de Roca hizo propio anoche el triunfo del PJ reginense. Capitalizó la última elección sin su nombre en la boleta y reforzó lo que ya marcan las encuestas: todos largan detrás suyo en la carrera al 2019.
Ahora empieza el desafío más importante para Soria: convierte estos triunfos en los primeros peldaños de la victoria más importante o los reduce a una foto lejana y aislada.
Y en el propio FpV saben que -más allá de las acciones opositoras- esa balanza sólo la inclina el candidato, con lo que integre o divida puertas adentro del partido y con la confianza que genere hacia afuera, entre aquellos que lo ven administrar Roca pero todavía se preguntan con qué ideas piensa gobernar Río Negro.

Seguí informado, suscribite gratis a nuestro newsletter

NEWSLETTER

Suscribite a “Noticias del día”Recibí todas las mañanas un correo con toda la información.