Circulación por DNI en Neuquén: días y horarios para comprar y recrearse

Se levanta el telón para la selección

A partir de las 21 enfrentará a Uruguay en la "Caldera" de Independiente.



NEUQUEN (AN).- Llegó la hora de saltar a la cancha. Después de un duro trabajo de siete días, la selección argentina de básquet jugará esta noche ante Uruguay, con el objetivo de encontrar el equipo para el Sudamericano que comenzará el viernes en Valdivia.

El encuentro se disputará en el estadio de Independiente, a partir de las 21 y será la primera prueba de fuego para el elenco "Albiceleste", que irá a tierras chilenas sin presiones, porque tiene asegurado un lugar en el Premundial, que se hará en esta capital entre el 16 y el 26 de agosto.

A la hora de buscar los nombres que saldrán a escena, hay que decir que abundan las incógnitas. El único que está descartado es Hugo Sconochini, quien aún cumple una sanción (ver página 13) y de esta manera el técnico Rubén Magnano tendrá que "cortar" a dos jugadores más para afrontar el compromiso ante los "Charrúas".

Si se toman en cuenta las lesiones, Alejandro Montecchia, Román González y Pablo Moldú estarían en duda, pero todo se definirá minutos antes del arranque del encuentro.

De acuerdo a la plantilla con la que cuenta el entrenador cordobés, se impone la presencia de Leonardo Gutiérrez y Víctor Baldo en la zona cercana a los cristales.

Para el perímetro hay más dudas, pero Lucas Victoriano, Daniel Farabello, Wálter Herrmann y Leandro Palladino seguramente estarán muchos minutos en cancha.

Pronósticos al margen, Magnano utilizará el pleito de esta noche para probar con varias posibilidades, tanto en ataque como en defensa. A pesar de tener el pasaporte al Premundial en el bolsillo, el DT dijo que irá a Chile "a ganar" y por eso tratará de acomodar las piezas a partir de hoy.

Enfrente estará Uruguay, que sí está necesitado y no puede fallar en Valdivia. Por este motivo, llega a Neuquén con todo su potencial y sin dudas sus mejores hombres están en la media cancha.

Marcelo Capalbo es un base "distinto", Nicolás Mazzarino es un buen jugador y por momentos lo demostró en Boca Júniors, mientras que Juan Manuel Moltedo viene del básquet italiano. Sus falencias están abajo del cesto, pero de todas maneras Argentina tendrá que tomar los recaudos.

Por antecedentes y momento de cada uno, los muchachos de Magnano son candidatos y tratarán de ratificarlo en el rectángulo de la "Caldera", que fue cambiado casi en su totalidad y quedó en buenas condiciones para el amistoso.

Argentinos y uruguayos formarán parte del mismo grupo en la fase de clasificación de la contienda continental y por eso los dos "test match" serán una buena medida para lo que vendrá.

Tanto hoy como mañana -irá el segundo partido-, las entradas tendrán un costo de cinco pesos (popular) y diez (plateas).

Están los cuatro equipos del "Centro"

NEUQUEN (AN).- Puerto Rico, Panamá, Islas Vírgenes y México se aseguraron un lugar en la Copa de las Américas que se hará en el estadio "Ruca Che". Los cuatro se clasificaron en el torneo Centrobásquet, que se desarrolló en la ciudad mexicana de Toluca.

El certamen tuvo un interesante desarrollo y no arrojó demasiadas sorpresas, porque todos los apuntados llegaron a la cita como candidatos y cumplieron con los pronósticos. Quizás podría apuntarse a que Cuba no logró el objetivo.

• Llegan, pero no juegan: Para hoy o mañana está previsto el arribo de Fabricio Oberto, quien el fin de semana pasado se mudó al equipo de los casados y consiguió el permiso de Rubén Magnano para sumarse más tarde al plantel "albiceleste".

El grupo se completará el miércoles con la llega de Emanuel Ginóbili, quien estaba de vacaciones en Bahía Blanca.

Ninguno de estos dos jugadores serán de la partida en el Sudamericano de Valdivia, porque no fueron autorizados por el Kinder Bolonia (Ginóbili) y el TAU Cerámica (Oberto).

Igualmente, entrenarán con el equipo y son fijas para el Premundial, junto a los NBA, Juan Ignacio Sánchez y Rubén Wolkowisky, quienes aún permanecen en Estados Unidos y buscan continuidad en el básquet de las estrellas.

• ¿No hay otro gusto?: 17.30 en el hotel del Prado. Varios jugadores ya "disfrutan" de la merienda, hasta que llegan dos de los más altos y le piden al mozo: "maestro, no tiene otro yogurt que no sea de durazno". "No, creo que no hay", escucharon. Al otro día, les dieron el gusto y el abanico de posibilidades se abrió: ahora hay de frutilla, vainilla, con cereales y... de durazno.

• Primero la familia: Desde Bahía Blanca, Juan Espil comentó los motivos de su negativa a jugar en la selección y explicó que "este es un momento especial en mi vida y quiero estar con mi familia y mis hijas, que están antes que el básquet".


Comentarios


Se levanta el telón para la selección