Cipolletti en alerta ante posibles inundaciones: preocupa la situación de los barrios de la ribera

AIC anunció nuevos incrementos del caudal del río Limay, aguas abajo de Arroyito debido a las precipitaciones anunciadas. Solicitan que los vecinos que tomen los recaudos pertinentes para evitar daños mayores.

La Autoridad Interjurisdiccional de las Cuencas de los ríos Limay, Neuquén y Negro (AIC) comunicó que incrementarán el caudal del río Limay. Según informaron, evaluarán si también erogarán más agua en el río Neuquén. Ante este panorama y el pronostico de lluvias que se esperan estos días en la ciudad, Cipolletti se prepara para posibles inundaciones en los barrios de la ribera.

Desde la AIC explicaron que los nuevos incrementos del caudal del río Limay, aguas abajo de Arroyito se deberán a las precipitaciones anunciadas y serán para desagotar los embalses y hacer lugar a las nuevas lluvias. El municipio de Cipolletti aseguró que por ahora no se han generado inundaciones en los barrios de la ribera, pero se encuentran monitoreando la situación.

«Protección civil recorre permanentemente los barrios, ellos nos informan a nosotros en Desarrollo Humano, y son quienes determinan que acciones tomar. Los vecinos también están comunicados a través de los referentes barriales. Hasta ahora no hemos tenido ningún tipo de problema» explicó Viviana Pereyra, directora de desarrollo humano.

Además, remarcó que a partir de mañana podrían plantearse dificultades debido a los pronósticos de precipitaciones previstos para Cipolletti y alrededores. Frente a este nuevo incremento que podría suceder en los próximos días, solicitan que los vecinos que puedan estar sobre la línea de inundación tomen los recaudos pertinentes para evitar daños mayores.

El municipio se encuentra alerta luego de lo que ocurrió en el mes de junio cuando AIC anunció un incremento en el caudal del río Limay producto de la demanda energética de Buenos Aires. Esta medida afectó a algunos barrios de la ribera de Neuquén, Plottier y Cipolletti, estuvieron varias semanas con inundaciones y filtraciones de agua.

La AIC explicó que el progreso del agua precipitada tendrá que ver con la temperatura que prime en la zona esos días. Habiendo dos posibilidades, que se escurra o que se acumule en forma de nieve. Ayer en algunas localidades del Alto Valle se registraron pequeñas neviscas

Según lo informado, las precipitaciones comenzarán en la zona cordillerana desde el 19 hasta el 25 de agosto. Sin embargo se detalló que el martes 22 habrá «un pico de crecida» en el río Neuquén que, podría llegar a superar el valor de caudal medio diario de 4000 metros cúbicos por segundo, a la altura de Paso de los Indios – Sauzal Bonito.

La entidad confirmó también que se verá un aumento de los niveles en el embalse Los Barreales, por ende el caudal del compensador El Chañar ascenderá desde un caudal de 400 metros cúbicos por segundo (valor actual) hasta 470 el día viernes 18 y 500 el lunes 21 de agosto.

De no mejorar las condiciones climáticas o de escurrimiento natural del agua caída, se podría considerar la erogación desde Portezuelo Grande hacia el tramo del río Neuquén (Portezuelo – El Chañar).


Formá parte de nuestra comunidad de lectores

Más de un siglo comprometidos con nuestra comunidad. Elegí la mejor información, análisis y entretenimiento, desde la Patagonia para todo el país.

Quiero mi suscripción

Comentarios