Vasectomía: mitos, dudas y certezas sobre una elección cada vez más frecuente

En eso estamos de RN RADIO dialogó con urólogo Lucas Peacock sobre un procedimiento médico que es elegido cada vez más por los varones: la vasectomía.





Según un informe de la Dirección de Salud Sexual y Reproductiva del Ministerio de Salud en 2015 solo 56 personas se habían realizado una vasectomía en la Argentina, cifra que creció año a año hasta que en 2019 se llegaron a realizar 683 procedimientos. En eso estamos de RN RADIO 89.3 dialogó con el urólogo Lucas Peacock (MP 3570), quien trabaja en el Centro Urológico de Roca y la Clínica Roca, para aclarar dudas, romper mitos y buscar certezas sobre uno de los métodos anticonceptivos que tienen los varones. Escucha la nota completa:

«La vasectomía es un método anticonceptivo, que siempre que viene el paciente comento que es irreversible. Hay que pensar que estamos ligando el conducto que transporta los espermatozoides. El ‘cable’ es muy finito, más que una aguja. Por eso la reconstrucción es muy compleja y tiene un éxito de menos del 20%. Por eso es preferible siempre encararlo como un método irreversible», indicó el profesional.

Con respecto a las posibilidades de gestar luego de haberse realizado la operación, Peacock explicó: «Aún así, los espermatozoides siguen estando en los testículos, por lo que hay otros métodos no sexuales para gestar post vasectomía».

El médico ratificó que se trata de un tema sobre el que han crecido las consultas en el último tiempo. «En los últimos años hubo un crecimiento exponencial de consultas. Ya estamos realizando un promedio de 4 vasectomías por semana en mi consultorio, en diferentes rangos etáreos», agregó.

También aclaró: «Tras la operación, todo funciona igual. Seguís eyaculando, el semen sigue siendo igual… Esto solo liga los conductos para que los espermatozoides no puedan salir de los testículos. Esto no anula la posibilidad de tener enfermedades de transmisión sexual. La única forma efectiva sigue siendo el uso del preservativo».

«Entre la preparación, la anestesia, y el procedimiento llevan aproximadamente unos 40 minutos, no más. He tenido pacientes que al día siguiente ya estuvieron trabajando. No hay ningún riesgo de disfunción eréctil. Es solo una ligadura, no se toca ningún nervio ni hay cambio en la circulación, por lo que no hay posibilidad», detalló Peacock.

Escuchá más notas como ésta en RN Radio por FM 89.3 (en Neuquén Capital) o desde la web por rionegro.com.ar/radio


Comentarios


Seguí Leyendo

Vasectomía: mitos, dudas y certezas sobre una elección cada vez más frecuente