Viedma ahorró energía

VIEDMA (AV)- El municipio consiguió un ahorro anual de 40.000 pesos mensuales con una reconversión del alumbrado público de la ciudad, pero los paseos públicos no pueden plegarse a las actuales restricciones energéticas por problemas de infraestructura.

El informe oficial da cuenta que cada reconversión lumínica implica un ahorro del 40% de electricidad. Esto ocurre porque se reemplazaron artefactos que consumen 250 vatios por 150 vatios.

Se determinó que resultan más eficientes, ya que su composición es sodio de alta presión, lo que mejora sustancialmente el alumbrado. Así, con las 1.000 lámparas reconvertidas se ahorró la mencionada suma. De cualquier manera, este ahorro se volcó a una mejora en el alumbrado, ya que en los últimos meses fueron repuestos decenas de artefactos que no funcionaban.

Los menos eficientes y los más costosos en cuanto a consumo son los denominados "gorros chinos" que fueron eliminados en un 90 por ciento y remplazados por artefactos más modernos.

En cuanto a las limitaciones que implican la actual crisis energética, fuentes del municipio indicaron que no se puede apelar al apagado de las plazas y paseos públicos aunque haya amanecido por cuanto ello significaría modificar sustancialmente todo el sistema de cableado de la ciudad lo que resulta totalmente imposible desde el punto de vista presupuestario.


Comentarios


Viedma ahorró energía