Una norma de Río Negro protegerá mejor a los tiburones  

Fue sancionada por unanimidad por la Legislatura. Qué cambiará con la pesca deportiva

Las poblaciones de las especies de tiburones que se acercan a la costa de la provincia de Río Negro están amenazadas. Son animales predadores que ayudan a mantener sanos los ecosistemas marinos. Su extinción impactaría en el mar y afectaría indirectamente a las personas.  

Durante los últimos años, hubo un aumento de la pesca deportiva de tiburones. Días atrás, por unanimidad, la Legislatura rionegrina aprobó una norma por la cual regulará la pesca deportiva en sus aguas marítimas.  

Otros factores, como la proliferación de embarcaciones y personas dedicadas a la pesca no profesional y a la práctica de la pesca mediante el buceo en apnea, también han contribuido al crecimiento de la pesca deportiva en la zona. Con la ley, se exige un régimen de control y limitaciones específicas que deberían sumarse a las medidas de conservación y protección de los recursos. Río Negro no tenía una legislación específica sobre pesca deportiva. 

La norma fue autoría de los legisladores María Eugenia Martini, José Luis Berros y Marcelo Szczygol. “La actividad de la pesca deportiva se ha ido incrementando en Río Negro y esta ley apunta a que también pueda convivir con otros usos del mar y de las playas rionegrinas”, señaló.  

Legisladores y ambientalistas celebraron que se haya aprobado la norma para una mejor conservación de los tiburones

En tanto, Szczygol remarcó que “estamos hablando de proteger a peces cartilaginosos, especialmente los tiburones, que tardan mucho en reproducirse (algunos 20 años) y su número va disminuyendo”. Varias organizaciones, como Fundación Vida Silvestre Argentina, venían reclamando una norma.  

“A través del proyecto de ciencia ciudadana Conservar Tiburones en Argentina trabajamos desde el 2017 con pescadores de la provincia, promoviendo un nuevo paradigma en la pesca deportiva que pasa de sacrificar la presa a marcarla, a partir de entender su impacto en las especies y de reformular el vínculo de las actividades humanas con la naturaleza, además de generar información inédita y valiosa”, comentó Juan Martín Cuevas, coordinador de conservación de rayas y tiburones de WCS Argentina.  

“Esta ley resume el compromiso de muchos pescadores para expandir los resultados con mucha más amplitud”, sostuvo Cuevas.  

La norma establece que los pescadores deberán sacar un permiso habilitante para las modalidades de tierra, embarcación o submarina. Las autoridades pesqueras delimitarán zonas de pesca, qué especies y tallas mínimas se autorizan capturar, y el volumen máximo de capturas. 


Formá parte de nuestra comunidad de lectores

Más de un siglo comprometidos con nuestra comunidad. Elegí la mejor información, análisis y entretenimiento, desde la Patagonia para todo el país.

Quiero mi suscripción

Comentarios