Congreso aprobó la creación del Banco del Sur

Fue respaldada por todos los bloques parlamentarios.



#

Archivo

BUENOS AIRES.- La Cámara de Diputados convirtió en ley, por unanimidad, el proyecto que ratifica el convenio constitutivo del Banco del Sur, que apunta al desarrollo económico y a fomentar obras de infraestructura en los países de la región.

La iniciativa –que ya contaba con media sanción del Senado– fue respaldada por todos los bloques parlamentarios y quedó sancionada definitivamente por 210 votos a favor, en el marco de una sesión especial impulsada por el Frente para la Victoria (FpV).

Desde el oficialismo, el diputado salteño Fernando Yarade, sostuvo que la creación del organismo “está planteada con una lógica diferente”, y aseguró que el Banco del Sur busca “fortalecer el desarrollo científico y tecnológico” de la región.

Por su parte, el diputado de la Coalición Cívica y titular de la comisión de Finanzas, Alfonso Prat Gay, respaldó la iniciativa y dijo que esa bancada “ve con beneplácito la constitución del organismo”, ya que se trata de “un instrumento adecuado para obras de infraestructura y desarrollo” aunque consideró que “no es un vehículo para mitigar la crisis internacional”.

La iniciativa también recibió el respaldo del PRO a través del diputado nacional Federico Pinedo, quien manifestó su acompañamiento al proyecto y consideró que con la creación del Banco del Sur “vamos a ganar prestigio y liderazgo político en la unificación de la integración Sudamericana”.

La iniciativa apunta al desarrollo económico y a obras de infraestructura de países de América del Sur y, para su creación, exige el aval de los respectivos parlamentos.

La creación del Banco del Sur implicará un aporte inicial de la Argentina de 400 millones de pesos que serán previstos en el Presupuesto 2012, que el gobierno nacional presentará formalmente el próximo 15 de septiembre ante el Congreso.

Hasta ahora, dieron el visto bueno a la creación de ese organismo regional, los Congresos de tres de los siete países fundadores de la región: Venezuela, Ecuador, y Bolivia.

El proyecto contempla la integración de un capital inicial de 7.000 millones de dólares para su puesta en marcha.

Argentina, Brasil y Venezuela, como miembros fundadores de peso, suscribirán acciones Clase A por 6.000 millones de dólares, en una proporción de 2.000 millones cada uno, que deberán ser aportados en un plazo de cinco años, con un equivalente a 400 millones de dólares por año.

Ecuador y Uruguay, en tanto, suscribirán acciones en una proporción menor, de 400 millones de dólares, y Bolivia y Paraguay, a razón de 100 millones cada uno. Sin embargo, tendrán la ventaja de que deberán integrar el capital en un plazo mayor, de 10 años.

En cuanto a la capacidad de préstamos que podrán pedir los países miembros, se estableció que la Argentina, Brasil y Venezuela podrán solicitar créditos por hasta 4 veces su aporte de capital. (DyN/AP)

Diputados de la oposición como Pinedo y Prat Gay acompañaron porque “la región ganará liderazgo”.


Comentarios


Congreso aprobó la creación del Banco del Sur