Educación remarcó que hay plazos por cumplir, ante el conflicto escolar de Buta Ranquil

Tras la ocupación de la Escuela N°329, desde el ministerio de Educación neuquino respondieron que hay que respetar tiempos administrativos.



1
#

Foto: Gentileza

Luego de la ocupación de padres y madres en un establecimiento de Buta Ranquil, el ministerio de Educación neuquino informó que la falta de dos auxiliares en el servicio escolar es consecuencia de la jubilación de uno de los trabajadores y los tiempos administrativos que implica una nueva designación.

De acuerdo a lo detallado por las autoridades, los procedimientos para el nombramiento de nuevo personal es reunión mediante con los sindicatos ATE (Asociación de Trabajadores Estatales) y UPCN (Unión del Personal Civil de la Nación), encuentro que por el momento no posee fecha.

Según explicó la Directora Provincial del Nivel Primario, Cristina Garrido, esto “no es burocracia ni procedimientos, es respetar los tiempos administrativos. Cuando se reúnan los sindicatos y el Ejecutivo se determinarán los nombres para el reemplazo de la auxiliar”.

También indicó que el procedimiento es diferente porque se trata de una jubilación, y que aún así “la escuela N° 329 tiene seis auxiliares de servicio a la mañana y seis a la tarde, y si se toman licencia tienen su reemplazo. Por lo que su ausencia no produce que se cancelen las clases”.

Por el momento, resta esperar la reunión de los gremios con el Ejecutivo para designar “con la mayor rapidez posible dada la necesidad de la escuela” para que ingresen los nuevos auxiliares y la institución vuelva a funcionar con normalidad.


Comentarios

Educación remarcó que hay plazos por cumplir, ante el conflicto escolar de Buta Ranquil