El ginecólogo Anzaldo volvió a Cinco Saltos

El ginecólogo de Cinco Saltos condenado por abusar de sus pacientes tendrá una salida de 12 horas cada dos meses.



#

Foto: Archivo

CIPOLLETTI

Tras cumplir ocho, de los 17 años de prisión a los que fue condenado por abuso sexual, la Justicia decidió otorgarle salidas transitorias al ginecólogo Carlos Anzaldo, bajo la responsabilidad de un familiar. Solo podrá salir a su domicilio durante 12 horas y un máximo de dos ocasiones por cada bimestre. Asimismo, deberá permanecer con custodia penitenciaria hasta tanto se le coloque una tobillera o una pulsera electrónica para garantizar el cumplimiento de la restricción. El Consejo Correccional del Establecimiento de Ejecución Penal N°5 de Cipolletti había propuesto dos salidas al mes pero el juez solo concedió una.

Durante sus salidas deberá respetar estrictas pautas de conducta, entre ellas permanecer las 12 horas en su domicilio de Cinco Saltos y no tomar “contacto con ningún menor de edad ajeno a su círculo íntimo familiar como asimismo con las víctimas del hecho que motivara su condena y/o su grupo familiar”.

Tampoco podrá “circular por la ciudad” más allá del recorrido estrictamente necesario para su traslado desde el domicilio hasta el establecimiento penitenciario. De incumplir cualquiera de esas pautas, se le revocará el beneficio.

Además, se ordenó al Servicio Penitenciario Provincial que el interno sea evaluado por el equipo de profesionales que conforman el Programa de Tratamiento para Ofensores Sexuales, recientemente creado en el Establecimiento de Ejecución Penal de Viedma.

Para otorgar estas salidas transitorias, se debe cumplir la mitad de la pena y el juez debe tener en cuenta el testimonio de las víctimas, el informe de conducta por parte del servicio penitenciario y un informe psiquiátrico para determinar si puede volver a reincidir o no. El informe del área psicológica de valoración de riesgo sexual SVR-20, incorporado al legajo de Ejecución, concluyó que “la valoración de riesgo de violencia sexual es bajo”.

El juez Lizzi citó el informe psicológico del cual surge que el interno Anzaldo “ha tenido una participación activa en el área y en los talleres psicoeducativos destinados a internos condenados por delitos sexuales, así como en relación a las entrevistas individuales, siendo que siempre ha tenido buena participación, abierto al diálogo, permeable en las intervenciones y de corte introspectivo. Paralelamente ha comenzado tratamiento psicológico de índole clínica (…). Respecto a su desenvolvimiento se informa que Anzaldo no registra sanciones disciplinarias ni inconvenientes con el resto de los detenidos. No se ha incorporado al área educativa puesto que ha alcanzado un grado de formación superior.

El ginecólogo recibió 17 años de prisión tras ser condenados por tres casos de abusos y lleva 8. En ese sentido, estaba en condiciones de pedir las salidas.

Después de los dos tercios de cumplimiento efectivo, el condenado podrá solicitar la libertad condicional.

El domicilio al que podrá visitar transitoriamente esta ubicado en la calle General Roca 170, frente al colegio J. F. Kennedy.

rionegro.com.ar con información de agencia Cipolletti

El domicilio de Anzaldo, en la calle Roca 170, en Cinco Saltos. Foto: Oscar Livera.-


Comentarios


El ginecólogo Anzaldo volvió a Cinco Saltos