Se paralizó la obra de la represa Nahueve, pero proyectan su inauguración en 2024

La represa de Nahueve se paralizó por renegociaciones sobre el presupuesto con la empresa contratista. En la actualidad, alcanzó el 80% de su construcción.

La central multipropósito Nahueve alcanzó el 80% de avance, pero la obra se detuvo por renegociaciones entre el Gobierno provincial y la Unión Transitoria de Empresas (UTE) Rovella Carranza e Industrias Metalmecánicas Especiales. Esta firma es la encargada de la construcción de la obra. El objetivo es terminarla para fines de este año.

El flamante presidente de la Agencia de Inversiones de Neuquén (ADI-NQN) Leandro López dialogó con Energía On y expresó que a la central «le estaría faltando 20% de ejecución. Estamos en un proceso de renegociación y de charla con la contratista para optimizar y establecer un cronograma que sea lo más rápido posible y atado a las posibilidades de financiamiento que tenga Provincia».

La contratista ya había presentado reclamos millonarios por intereses moratorios y redeterminación de precios. En enero del 2023 el pedido fue de 207 millones de pesos al Gobierno provincial. En octubre llegaron a un acuerdo en función del atraso que tuvo la obra por mal tiempo y por la extensión del cronograma para la importación de equipos.

En noviembre del 2023, se dio a conocer que el presupuesto 2024 incluía una partida de 6.421 millones de pesos para la obra. Se definió con el objetivo de palear los dos meses de atraso que generó la crecida del caudal del río. Con las intensas lluvias que hubo pasada la mitad del año pasado, las instalaciones se llenaron de barro, por lo que hubo que reacondicionar los espacios y suspender los trabajos.

En un principio, la obra requería una inversión de 21 millones de dólares. Unos 15 millones fueron cubiertos por el financiamiento del Fondo de Abu Dhabi (Abu Dhabi Fund for Development), que es administrado por la Agencia Internacional de Energías Renovables (Irena), mientras que el monto restante parte del gobierno provincial.

La expectativa, según adelantó López, es que la obra esté terminada este 2024 tras cuatro años de trabajos. Resta concretar obras civiles, «en particular, las de hormigón», detalló el titular de ADI-NQN.

En diciembre, la Agencia de Inversiones de Neuquén fue aprobada como agente generador al Mercado Eléctrico Mayorista (MEM) para inyectar energía a la red desde este aprovechamiento hidroeléctrico. La noticia se dio a conocer a través de la Resolución 968/2023 del Boletín Oficial, firmada por la entonces secretaria de Energía, Flavia Royon.

La central se compone de un azud de unas seis hectáreas de agua; una pequeña represa de unos seis metros de alto y cien metros de ancho; un ducto subterráneo de 4 kilómetros que atraviesa la villa y una casa de máquinas al final que albergará las dos turbinas de 2,3 MW cada una. El agua turbinada se derivará por un zanjón colector al río Nahueve.


Represa en Nahueve: ya se completó la llegada de los componentes para los generadores


«El equipamiento electromecánico ya fue entregado y está en la obra al resguardo», expresó López. Los dos generadores que se instalarán en la central hidroeléctrica Nahueve fueron fabricados en el exterior en su totalidad y remitidos por vía marítima en distintos cargamentos a lo largo del 2023.

Dadas las particularidades de los componentes y el sitio de fabricación, algunos se produjeron en Austria y otros en India, por lo que se decidió organizar el envío mediante despachos escalonados.

Durante mayo pasado se recibieron en la obra los primeros componentes de los turbogrupos como parte del primero de los tres embarques. Sus dimensiones no excedían las permitidas por los reglamentos viales, por lo que su traslado desde Valparaíso hasta Nahueve no tuvo dificultades. Esos componentes están almacenados en depósitos de la Comisión de Fomento de Villa Nahueve.

En el caso del segundo despacho, incluía componentes de dimensiones que sí los superaban: se trata de la cámara espiral y la válvula mariposa. Por eso, el tránsito terrestre desde Austria hasta el puerto de Hamburgo, donde se lo embarcó, tuvo demoras. Para entregarlos en destino hubo que realizar algunas modificaciones en el puente que atraviesa el río Nahueve y vincula la ruta 44 con la obra de la central.

El último cargamento de los turbogeneradores pasó por el puerto griego de Piraeus. Tardó aproximadamente dos meses en llegar al puerto de Valparaíso, Chile. Desde allí viajó por tierra hasta el norte neuquino.


Adherido a los criterios de
Journalism Trust Initiative
Nuestras directrices editoriales
<span>Adherido a los criterios de <br><strong>Journalism Trust Initiative</strong></span>

Formá parte de nuestra comunidad de lectores

Más de un siglo comprometidos con nuestra comunidad. Elegí la mejor información, análisis y entretenimiento, desde la Patagonia para todo el país.

Quiero mi suscripción

Comentarios

Este contenido es exclusivo para suscriptores

Ver Planes ¿Ya estás suscripto? Ingresá ahora