Farizano fue cuidadoso



NEUQUEN (AN).- En su discurso inaugural, el nuevo presidente del Concejo Deliberante Martín Farizano (FCPV) seleccionó con cuidado las palabras para dirigirse a los concejales ingresantes y especialmente a la oposición, a la que convocó a trabajar "unidos" y "a hacer prevalecer los intereses de todos los habitantes de esta capital".

Sin mencionarlo explícitamente, Farizano hizo referencia a la mayoría legislativa que tendrá el Movimiento Popular Neuquino (MPN) hasta la finalización del mandato del intendente Horacio Quiroga, en diciembre del 2007. En su alocución se apartó dos veces del discurso original, una para realizar un reconocimiento especial al ex intendente Luis Jalil (MPN) y otra para agradecer el apoyo al cuerpo que lo consagró por unanimidad presidente.

Farizano aprovechó para llamar a los concejales a "consolidar un modelo de gestión exitoso y ejemplo a seguir" que "culmina en la concreción de obras fundamentales", en alusión a la administración quiroguista Mencionó el Museo Nacional de Bellas Artes, la terminal de ómnibus, las miles de cuadras de asfalto, la sistematización de canales, las obras de desagüe, las redes de servicios, la implementación del fondo fiduciario municipal.

Como a esa hora quedaba poco de la barra emepenista, no hubo abucheos a un discurso que llamó al consenso y resaltó al mismo tiempo los logros de la gestión radical. Ningún concejal opositor formuló críticas a su mensaje ni siquiera Gloria Sifuentes (MPN), que momentos antes había chicaneado sus cualidades de "buen administrador", resaltadas por el radical Fabián Pelliza cuando lo propuso para ocupar la presidencia del cuerpo.

"No le conocemos sus virtudes administrativas pero creemos que por el hecho de haber sido candidato a concejal de la ciudad de Neuquén alguna virtud política debe tener", dijo.

Notas asociadas: La nueva mayoría del MPN en el Concejo abre una difícil etapa para Quiroga  

Notas asociadas: La nueva mayoría del MPN en el Concejo abre una difícil etapa para Quiroga  


Comentarios


Farizano fue cuidadoso