El acusado de atropellar y matar a Facundo en Cipolletti será trasladado al penal de Viedma

Ramiro Gutiérrez está en una comisaría desde su detención. El 10 de agosto recibirá el alta médico y será alojado en el penal de la capital rionegrina.





Casi ocho meses después de la orden judicial que disponía el traslado de Ramiro Castillo a un penal del servicio penitencio de Río Negro, se confirmó que en los próximos días será alojado en el penal de Viedma. Está imputado por el homicidio de Facundo Castillo. Según la teoría de la fiscalía, el 19 de diciembre de 2021 lo atropelló con la intención de matarlo, a la salida de una fiesta en Cipolletti.

La decisión de que el joven de Roca estuviera tanto tiempo en una comisaría – por fuera de la ley- responde en lo oficial al estado de salud de Gutiérrez. El día del hecho sufrió una fractura doble de maxilar. La defensa pidió que se mantenga en un calabazo hasta terminar el tratamiento. Tiene fijado el último turno con el cirujano maxilofacial este 10 de agosto. Luego está en condiciones de ser trasladado a Viedma.

Ni la fiscalía ni la querella insistieron para que sea trasladado a un penal. De hecho, tras las supuestas denuncias que recibió de internos de los penales de Cipolletti y Roca, posiblemente preferían que se lo mantengan en una unidad policial para evitar cualquier conflicto interno.

Sin embargo, se trata de un hecho no solo atípico, sino que va en contra de las reglas. En una audiencia de revisión durante la feria de enero pasado, la jueza Florencia Caruso dejó claro que no podía continuar detenido en una comisaría, simplemente porque no están dadas las garantías constitucionales.

Las unidades policiales solo son «de paso». La normativa sostiene que las detenciones solo pueden extenderse por 24 horas. Solo en la pandemia se permitió que sean hasta dos semanas por protocolo.

La audiencia de revisión que se desarrolló el 17 de enero pasado fue pedida por la defensa de Gutiérrez para intentar frenar el traslado a Viedma que ya había dispuesto la jueza Rita Lucía. El defensor Martín Segovia, alegó que era imprudente; no solo por la lejanía con su familia -reside en Roca- sino por la necesidad de mantener un contacto permanente con su cliente “en esta etapa preparatoria”.

En esa misma audiencia dijo que la familia el imputado había recibido denuncias desde los penales del Alto Valle. «Advertida de esa situación, la familia me anoticia que correr riesgo su vida. Ante esto le presentamos a la jueza una oposición al traslado y tuvo lugar”, indicó Segovia.

A mediados de junio se venció el plazo de la medida cautelar y se discutió extenderlo. La justicia dispuso dos meses más de prisión preventiva, hasta el 22 de agosto, pero en esa instancia no hubo referencias al lugar de detención. En las últimas horas se confirmó que tras el alta médica del 10 de agosto estaría dispuesto el traslado a la capital rionegrina.


Está acusado por homicidio doloso


El 22 de diciembre pasado, la fiscalía y la querella, acusaron a Ramiro Gutiérrez por homicidio doloso, por la muerte del neuquino Facundo Castillo.

La teoría de la parte acusadora es que el imputado tuvo intención de atropellar al joven. El hecho ocurrió la madrugada del 19 de diciembre, a la salida de una fiesta que se realizó en la Finca La Nonina, en Cipolletti.

Alrededor de las 7 de la madrugada, Gutiérrez atropelló a Castillo y se fugó. Horas más tarde, el joven falleció en el hospital de Cipolletti. En la audiencia se ventiló que el acusado protagonizó, junto a unos amigos, una pelea a la salida de la fiesta y que fue el detonante del trágico hecho.

Gutiérrez estuvo más de 30 horas prófugo y luego se entregó en una comisaría de Cipolletti junto a un abogado.


Temas

Cipolletti

Comentarios

Comentarios

Para comentar esta nota debes tener tu acceso digital.
¡Suscribite para sumar tu opinión!

Suscribite

Logo Rio Negro
El acusado de atropellar y matar a Facundo en Cipolletti será trasladado al penal de Viedma