La caída en la renta petrolera se siente en Río Negro

Los ingresos por regalías en el primer trimestre estuvieron lejos de la proyección. El escenario promete agravarse en los próximos meses.



La crisis actual generó una depresión en la demanda y llevó al cierre de pozos productores.

La crisis actual generó una depresión en la demanda y llevó al cierre de pozos productores.

Como se esperaba, los ingresos por regalías hidrocarburíferas en Río Negro comenzaron a mostrar una caída que se agravará en los próximos meses.

El desplome en la demanda de combustibles, por la pandemia del coronavirus, sumando a la crisis que destapó la caída del precio internacional del petróleo, impactan en la recaudación provincial. También se verá afectado el derrame a los municipios por la coparticipación.


Si bien el retroceso no fue tan grande entre enero y marzo, hay que recordar que la cuarentena obligatoria comenzó el 20 de marzo, es decir que en abril y mayo –si continua el aislamiento social y obligatorio– recién se tendrá dimensión del verdadero impacto en este escenario de crisis mundial.


En marzo, el gobierno provincial recaudó 511 millones de pesos, mientras que en febrero había sido de 542. La caída fue del orden del 6 por ciento.


Un poco más si se compara con enero que ingresaron 549 millones de pesos en concepto de renta por la explotación de los recursos provinciales. El promedio mensual es de 534 millones de pesos, una cifra muy por debajo de la proyección que fijó el gobierno en el presupuesto 2020.


La estimación, con un dólar a 67 pesos, fue de 9.000 millones para todo el año. Un promedio de 750 millones por mes. Es decir que se pierden más de 250 millones de pesos mensuales. De esa cifra, alrededor de 47 millones tiene como destino los municipios.

En números

534
millones de pesos es el promedio mensual de ingresos por regalías en el primer trimestre.

Fuentes consultadas indican que en abril y mayo la recaudación por regalías rondaría los 450 millones de pesos.Esto tiene un impacto en los municipios que se reparten el 15,8 por ciento del total en este concepto.


Es por esto que todos los actores del sector vinculados, gobiernos, gremios y empresas, venían solicitándole a Nación que fije el precio de un barril criollo y medidas para sostener la actividad que atraviesa hoy una de sus peores crisis históricas.


La recaudación por regalías petroleras en Río Negro viene golpeada desde hace nueve meses, después de que el gobierno de Mauricio Macri decretó el congelamiento de precios de combustibles y del crudo.
Precisamente fue en agosto de 2019, el mes de mayor ingresos en ese concepto de los últimos años. Desde ese momento los ingresos comenzaron a caer.


Tuvo un leve incremento entre diciembre y enero, pero cuando comenzaba a resurgir apareció el desplome del precio internacional y la pandemia de coronavirus que con la cuarentena alteraron la demanda


Comentarios


La caída en la renta petrolera se siente en Río Negro