"La prohibición está prevista para ser ministro", dijo el hermano de Gutiérrez

Pablo Gutiérrez Colantuono, el hermano del gobernador Omar Gutiérrez, dijo que aceptó el cargo de secretario de Estado del Copade porque es un desafío en su carrera.



El hermano del gobernador Omar Gutiérrez, Pablo, junto al expresidente de Brasil Lula Da Silva. Foto Gentileza

El hermano del gobernador Omar Gutiérrez, Pablo, junto al expresidente de Brasil Lula Da Silva. Foto Gentileza

El nuevo secretario del Copade, Pablo Gutiérrez Colantuono, está seguro con su nombramiento. Asegura que no cabe “reproche constitucional” por ser el hermano del gobernador, aún cuando dependerá directamente de él y sólo quedará separado de la incompatibilidad por un tecnicismo. Será el encargado, ni más ni menos, del seguimiento del Plan Quinquenal y la visión al 2030 para la provincia cuyo gobierno retuvo el Movimiento Popular Neuquino con más de un 40% en la última elección.

P- Hay una constitucionalidad muy finita en su designación.

R- No hay reproche constitucional. Las prohibiciones son expresas y están previstas para el nivel de ministro. Lo demás entra en el terreno de las opiniones de cada quien.

P- ¿Pensó en decir que no? ¿Por qué aceptó?

R- Es un proceso colectivo que ha hecho un conjunto de personas que venimos construyendo social y políticamente. Yo soy un emergente de este trabajo. Cuando me ofrecen ir al Copade decido aceptarlo porque es un desafío. Es un órgano de importancia tremenda en la planificación y desarrollo de esta provincia.

P- ¿Su hermano podrá tener una mirada ecuánime sobre el trabajo que realice en el organismo?

R- Esa pregunta hay que hacérsela al gobernador.

P- Se percibe un fortalecimiento del gutierrismo sobre el sapagismo residual, sobre todo en la creación de los nuevos ministerios y ahora con su nombramiento. ¿Lo ve así?

R- No contesto sobre hipótesis. Contesto respecto del cargo que he aceptado asumir y que me fue ofrecido.

P- ¿Cómo compatibilizará sus otras actividades? Es abogado, profesor universitario, conjuez federal.

R- Son complementarias de acuerdo al tiempo. No son incompatibles. Mi trayecto académico es intenso y lo voy a poner a disposición del organismo en el que trabajaré codo a codo.

P- Tuvimos un gobernador que surgió del Copade (Pedro Salvatori). ¿Es un horizonte posible? ¿Hasta dónde se ve en la función pública?

R- Hoy me veo asumiendo el desafío del Copade que es sumamente enriquecedor para mi formación y personalidad. Deseo aportarle mis miradas que no son mías, sino de trayectos colectivos, por Latinoamérica y algunos países de Europa.

P- ¿Qué le responde a quienes tildaron de poco ética su designación?

R- Practico en mi vida la libertad de expresión y el respeto a todas las opiniones porque enriquecen la democracia.

Análisis: El gutierrismo y el sapagismo residual

En la jerga de la clase política neuquina o, al menos, de la que frecuenta los pasillos de Casa de Gobierno, se suele hablar de “los hermanitos”. Los Gutiérrez son cuatro pero, hasta el lunes, sólo uno digitaba en el ejercicio de un poder legítimamente constituido. El resto lo hacía tras bambalinas.

La llegada de Pablo, el segundo en edad y en protagonismo, a la Secretaría de Estado del Copade se leyó como una reafirmación del apellido, deseoso por desprenderse del sapagismo residual.

El recambio en el gabinete y la incorporación de nombres sin equipaje de lealtades ya marcaron parte de la agenda. Al nuevo funcionario se le atribuye la autoría del ministerio de Ciudadanía y su impronta en los más recientes de Juventud, Culturas y Deporte, las áreas progresistas que el MPN no tuvo en otros mandatos.

Su incorporación al gobierno, sin embargo, será con un tecnicismo legal bastante alejado del espíritu del legislador que el abogado y constitucionalista seguramente habría sabido interpretar. Un “permitido” habilitado por el 40,19% de la última elección que los Gutiérrez ya sienten todo mérito propio.

Críticas, dudas e incomodidad

La decisión del gobernador Omar Gutiérrez de nombrar a su hermano Pablo al frente del Copade generó algunas críticas en sectores de la oposición legislativa y sindical.

El secretario general de ATE Neuquén, Carlos Quintriqueo, consideró que no es “ética” la designación, aunque aclaró que es una decisión que “no puede atacarse legalmente”.

¡Si si! Felicitaciones al flamante Secretario de Estado del Copade @ColantuonoPablo. ¡Lo mejor hermano mío!”.

Publicación en Twitter del vicepresidente Primero de la Legislatura, Pablo Bongiovani.

El flamante funcionario ya había sido señalado por el gremio por tener una supuesta “oficina paralela con la que toma decisiones en la administración pública sin estar designado en ningún cargo”. Quintriqueo dijo ayer que es “bueno” que ahora cuente con un cargo formal en el Poder Ejecutivo “así deja de ser un monje negro y tiene responsabilidades como cualquier funcionario público”.

Desde el ámbito legislativo, Mariano Mansilla (Frente Neuquino) evaluó que Gutiérrez Colantuono “tiene méritos” para ocupar el lugar, aunque dijo no haber analizado aún la compatibilidad legal. Su par Damián Canuto (Cambiemos), por otro lado, analizó que hubo “un aprovechamiento de un recodo de la ley” para designarlo. “El espíritu de la Constitución buscaba evitar esto. Me resulta, por lo menos, incómodo, más allá de su calificación personal y profesional”, planteó. Otros legisladores prefirieron no referirse al tema ante la consulta de “Río Negro”.

En las redes sociales, los funcionarios más cercanos a Gutiérrez Colantuono salieron a respaldar su nominación destacando su formación y compromiso. El flamante titular del Copade también cosechó algunas felicitaciones de militantes kirchneristas como la del diputado electo de Unidad Ciudadana, Sergio Fernández Novoa.

Se aprovecha un recodo de la ley, pero el espíritu de la Constitución busca evitar esto. Me resulta, por lo menos, incómodo”.

Damian Canuto es diputado provincial del bloque Cambiemos.

Comentarios


"La prohibición está prevista para ser ministro", dijo el hermano de Gutiérrez