Líderes amigos

Desde la selección, Messi y Verón forjaron una amistad. Hoy se enfrentan con sus clubes en la final del Mundial.



#

Cuentan que antes de la última doble fecha de eliminatorias Juan Sebastián Verón invitó a Lionel Messi a su casa y que le hizo ver la realidad de otra manera. Dicen que desde ahí el contacto es permanente y la admiración mutua. Hoy se verán las caras en una increíble final del Mundial de Clubes, que ya juegan a su manera.

´Lio´, Balón de Oro y gran candidato a Jugador del año 2009 de la FIFA, se manifestó ilusionado con dar otra vuelta con la camiseta del Barcelona, esta vez en Abu Dhabi, donde sueña con obtener el único título que le falta al club catalán.

“Presión no tenemos. Sabemos que en una final no hay favoritos, los dos tenemos las mismas posibilidades de ganar, es así”, sentenció el crack, quien no ahorró palabras de afecto para Verón. “Cuando estuvimos en la selección en la Copa América que jugamos, Verón fue quien se acercó a mí y me ayudó mucho a integrarme al grupo”, comentó.

Esta será la primera vez que Messi juega una final contra un equipo argentino, algo que aseguró que será “especial” porque además “le tengo mucho cariño a Verón”, expresó.

La Brujita, un futbolista que jugando da espectáculo, sorprendió a todos al afirmar que si alguien quiere ver un espectáculo en esta final “que vaya a un teatro”. “Nosotros queremos tratar de ganar el partido, no venimos a dar un espectáculo”, sentenció.

Este Mundial de Clubes es muy especial para Verón, porque igualaría los mismos logros que su padre, Juan Ramón, la “Bruja”, y eso es algo que flota en el aire. “Desde que tengo uso de razón mi vida siempre fue lo mismo, el sentimiento no se maneja, se hereda, se lleva con orgullo. Después, cada uno a su manera ha escrito y sigue escribiendo su historia”, comentó Verón.

Por último, se refirió a la Pulga: “¿Qué puedo decir nuevo de Messi? Te puedo decir el color de los calzoncillos. ¿Qué recomendación le voy a dar? Qué no juegue”, concluyó.


Comentarios


Líderes amigos