Lo detuvieron a tres horas de salir en libertad

Un joven había sido procesado por robar en un quiosco de Roca. Fue liberado tras nueve meses de estar en la Cárcel de Encausados. A las tres horas lo atraparon por amenazas, pero no hallaron pruebas.

ROCA (AR).- Un joven que había sido sobreseído junto a otros dos sujetos por un robo con armas en grado de tentativa, y que había estado cerca de nueve meses en prisión, fue detenido a las tres horas de salir en libertad, y luego de 22 días de prisión, volvió a ser sobreseído por la causa de amenazas que se le inició por la segunda detención.

Hugo Adalberto Escudero había sido detenido luego de un robo que se produjo en un kiosco ubicado en San Luis 18 de Roca.

Junto a Escudero, fueron detenidos un menor de edad y otro sujeto identificado como Maximiliano Adelia.

El 7 de mayo del «99, alrededor de las 20.30, dos sujetos ingresaron al kiosco «El Farolito». Uno de los delincuentes le apuntó con un arma de fuego al propietario del local y le exigió el dinero de la caja.

Sin embargo, el propietario intentó desarmar al ladrón, por lo que se trabó en lucha, mientras que el otro joven tomaba la caja de madera donde estaba parte de la recaudación del día.

En la pelea, se rompió uno de los vidrios del comercio, y el delincuente alcanzó a zafarse y correr. En su huida, un vecino intentó detenerlo, pero recibió como respuesta un golpe con un arma de fuego en la frente. En el exterior del comercio, habría otros dos cómplices que oficiaban de «campana».

A los pocos metros, los vecinos encontraron la caja que habían robado del kiosco, y que los delincuentes optaron por arrojarla mientras escapaban.

A las pocas cuadras, los tres sujetos mencionados fueron detenidos por efectivos de la subcomisaría 77, sin que el cuarto integrante del grupo fuera identificado o detenido.

El fiscal Eduardo Rodríguez Trejo había solicitado cinco años de prisión para Adelia, que con la unificación de otra condena se elevaba a once. Para Escudero, quien posee antecedentes penales, pidió seis años de prisión, que se lo declare reincidente por quinta vez, y reclusión por tiempo indeterminado con ejecución en suspenso. Para el menor de edad, solicitó el tratamiento tutelar.

Sin embargo, el defensor Alberto Cariatore pidió la absolución de sus asistidos. Consideró que los testigos no vieron bien a sus asistidos, no los identificaron con precisión y dieron varias versiones sobre sus desplazamientos. Incluso hizo mención a un careo entre dos testigos que discrepaban sobre el lugar donde se produjo el forcejeo, y que mantuvieron en sus dichos.

También cuestionó los reconocimientos que realizó la policía, ya que hizo asomar a los testigos por una ventana, cuando los detenidos estaban en el patio de la subcomisaría.

El juez Máximo Rotter -integrante de la Cámara Segunda del Crimen junto a César López Meyer y Margarita Carrasco- señaló que la víctima no identificó a ninguno de los atacantes y en el debate, al observar a los procesados, excluyó a Escudero como uno de los ingresó al kiosco.

«Se distinguen distintas apreciaciones de los testigos que no permiten individualizar a los autores. Ninguna de las gorras secuestradas coincidía con la descripta por uno de los testigos», señaló.

Por otra parte, el juez mencionó que las dificultades para la individualización se acrecientan por «el desatino en el procedimiento de reconocimiento de la policía que lo invalida».

Fue así como el 12 de abril fueron absueltos. Escudero recuperó su libertad cerca de las 14 y decidió ir a correr por la costa del canal de riego. Pero cerca de las 17, «fue detenido por el mismo policía que lo detuvo en la causa del kiosco. El policía dijo que Escudero lo amenazó verbalmente y entonces se le hizo una causa por amenazas», dijo Cariatore.

Esta causa fue al juzgado Correccional 14, a cargo del juez Orlando Cossia. Tras doce días de prisión, Escudero fue absuelto por la causa de amenazas, ya que la fiscal Norma Terbay no halló elementos para hacer la acusación.


Adherido a los criterios de
Journalism Trust Initiative
Nuestras directrices editoriales
<span>Adherido a los criterios de <br><strong>Journalism Trust Initiative</strong></span>

Formá parte de nuestra comunidad de lectores

Más de un siglo comprometidos con nuestra comunidad. Elegí la mejor información, análisis y entretenimiento, desde la Patagonia para todo el país.

Quiero mi suscripción

Comentarios