Llegan equipos para la nueva planta minera de Andacollo

Permitirán comenzar con la extracción de oro y plata en Andacollo en 2018. La concesionaria invirtió U$D 5 millones.



La llegada de piezas para la nueva planta de procesamiento que reemplazará la existente y que permitirá comenzar el año próximo con la producción de oro y plata, reavivaron las expectativas en Andacollo.

Con una inversión es de 5 millones de dólares la empresa Trident Southern Explorations ya cuenta con las piezas de la nueva planta de procesamiento mineral que reemplazará a la existente, equipamiento que ya cuenta con 30 años.

Se trata de las chancadoras que tienen un valor de 1,5 millones de dólares y que ya se encuentran en Andacollo, mientras que el resto de la planta llegará en los próximos 60 días y el equipamiento por un costo de 3,5 millones de dólares.

En febrero de este año Trident tomó la posesión del proyecto y absorbió 72 de los empleados de Cormine que venían de Minera Andacollo Gold S.A. (MAGSA). La nueva empresa culminará el año con la incorporación de otros 18 trabajadores, todos de la zona de Andacollo y Huinganco, con lo cual llegará a un total de 90, mientras que hacia fines de 2018 planea contar con un plantel de 150 personas.

El plan exploratorio de Trident prevé una inversión total de 11 millones de dólares, de los cuales 3 millones se desembolsarán este año y 8 millones el año próximo. Sin contar sueldos e impuestos, la empresa cerrará 2017 con inversiones por 8 millones de dólares.

Durante la adjudicación del contrato Trident asumió el compromiso de realizar una inversión total de 164 millones de dólares durante los 25 años que durará el contrato, instalar una nueva planta de procesamiento de mineral y aumentar su personal.

Durante su última visita a Andacollo, el gobernador Omar Gutiérrez dio a conocer que el 29 de septiembre Trident comenzó la campaña de exploración y detallo que “la búsqueda es también para recategorizar los recursos actualmente conocidos”.

Gutiérrez detalló que “se planifica una campaña total de diez mil metros distribuidos en tres proyectos: el proyecto Sofía Julia, San Pedro Sur y Karina, con dos máquinas de amplia superficie y una máquina en interior que se incorpora al proyecto en aproximadamente 60 días”.

El proyecto Karina es un sondaje interior de los bloques oeste y este. Bajo el nombre de San Pedro Sur se planifica sondear 2.500 metros desde cinco plataformas. En tanto que en Sofía Julia, Gutiérrez explicó que “se comenzó perforando desde dos plataformas de un total de tres que se van a utilizar” y agregó que “ya se terminaron ocho sondajes, totalizando 2197 metros”.

Más empleo

Datos

90 personas
es el plantel que la empresa espera tener a fin de año. Está por incorporar otros 18 trabajadores.

Trident Southern Explorations de Argentina iniciará dos proyectos de exploración para buscar oro y plata en Andacollo, a seis meses de que se adjudicara el usufructo del yacimiento minero. La empresa presentó informes ambientales para realizar perforaciones de unos 5.000 metros en las minas Buena Vista y Sofía, ya explotadas pero con recursos minerales remanentes.

“Costó mucho, pero estamos pudiendo salir adelante. Estamos trabajando muchísimo en muchos aspectos del desarrollo del proyecto”, aseguró a “Río Negro” el gerente operativo, Emanuel Rodríguez.

El empresario indicó que, en función de la campaña de exploración que iniciará la empresa, se definirá “el plazo máximo para empezar a operar”.

Según la información publicada por Trident en el Boletín Oficial, en la mina Buena Vista, que abarca una superficie de nueve hectáreas, se realizarán trabajos exploratorios con perforación con dinamita en subterráneo y superficial para determinar la existencia de minerales. Lo mismo se hará en Sofía, que abarca una superficie de 12 hectáreas. En ambos casos, la empresa aseguró que el proyecto “tendrá mínimos impactos al ambiente”.

Hace casi tres años que de las entrañas de Andacollo no se extrae un gramo de mineral. La mina del norte neuquino quedó sin actividad desde que, a finales del 2014, la adjudicataria Andacollo Gold SA abandonó el yacimiento y dejó a unos 150 trabajadores sin fuente laboral. El conflicto laboral aún no se pudo resolver.

La estatal Cormine se ocupó de pagar los sueldos hasta febrero de este año, pero sólo para garantizar tareas mínimas de mantenimiento. Ahora la firma Trident tiene la tarea de reactivar los trabajos con un contrato de 25 años.

Si bien contaba con 90 días a partir de la firma para iniciar un plan de exploración y prospección con una inversión mínima de 1 millón de dólares anuales, los conflictos laborales retrasaron el inicio. “Estamos tratando de apurarnos para llegar con los tiempos”, afirmó Rodríguez.

El contrato también le asignó a la empresa dos años para iniciar la producción de oro y plata, para la cual deberá mantener un ritmo de procesamiento de mineral no inferior a 500 toneladas por día.

Trident ganó la licitación comprometiéndose a invertir más de 164 millones de dólares, ampliar el personal, instalar una nueva planta de procesamiento y construir un nuevo dique de colas.

Es la única explotación minera metalífera que tiene la provincia de Neuquén, donde no se trata el metal, sino que se lo exportaba a Chile en crudo.

Durante 2016 la producción alcanzó los 830 millones de pesos. Un 69% (572 millones de pesos) de esa cifra correspondió a no metalíferos y el 31% restante a rocas de aplicación.

El área

La minería en el norte quedó sin actividad, desde fines del 2014 cuando Andacollo Gold SA abandonó el yacimiento. Quedaron 150 obreros sin empleo.

Los trabajadores aún esperan el pago de la antigüedad

Los trabajadores de la mina de Andacollo continúan esperando una definición de la empresa Trident sobre el pago de la antigüedad que se les adeuda.

Tras un conflicto que incluyó la toma de las oficinas de la firma y el despido de un delegado, se llegó a un acuerdo de recomposición salarial, pero aún no se reconocen los años trabajados en la anterior concesionaria, Andacollo Gold.

“Pidieron unos días más para resolverlo y sacarse algunas dudas. Su postura es algo confusa, porque plantean que los trabajadores hicieron juicios por indemnización a la empresa anterior. Lo real es que ninguno de los que quedamos trabajando en Trident inició juicios por indemnizaciones porque la relación de trabajo nuestra no se cortó en ningún momento. Nos dejó Andacollo Gold, nos absorbió Cormine respetando las condiciones laborales y de esa misma forma se hizo el traspaso a Trident”, explicó el delegado de Aoma, Javier Montañez.

Agregó que todavía no se produjo ninguna incorporación de personal, de los 148 que debía absorber sólo tomó la mitad. El delegado comentó además que se están realizando ampliaciones en un laboratorio, seguridad patrimonial y bombeo de agua de las minas.

Datos

29.500
hectáreas comprende en su totalidad el proyecto Minero Andacollo. La firma invertirá 164 millones de dólares.
La minería en el norte quedó sin actividad, desde fines del 2014 cuando Andacollo Gold SA abandonó el yacimiento. Quedaron 150 obreros sin empleo.

Comentarios


Llegan equipos para la nueva planta minera de Andacollo