Mapuches ocuparon tierras en el Ñirihuau

Las comunidades piden recuperar los territorios ancestrales



SAN CARLOS DE BARILOCHE (AB)- Un grupo de manifestantes de origen mapuche se constituyó como comunidad Inkaial Wal Mapu Meu y reivindicó como propia una porción del territorio de Parques Nacionales, donde después de leer un comunicado establecieron una presencia activa.

Otro grupo se manifestó en la plaza “Expedicionarios al Desierto” del Centro Cívico, donde embolsaron la estatua del general Roca y la rodearon con elementos artesanales pintados con símbolos relacionados con la naturaleza y su identidad cultural.

“No somos sin el territorio”, es el título de la proclama que difundieron al anunciar el sábado el inicio de un proceso de recuperación territorial en la zona cercana al río Ñirihuau, que pertenece al Parque Nacional Nahuel Huapi y está situada a unos 25 kilómetros de Bariloche, hacia el este.

El comunicado refiere que “A partir de hoy, 11 de octubre de 2008, el lof mapuche “Inkaial Wal Mapu Meu” (Debemos defender el territorio) hemos decidido volver y recuperar nuestro territorio ancestral usurpado por el winka, terratenientes, multinacionales y el propio Estado y sus instituciones, entre ellas Parques Nacionales.

“Los mapuche no somos sin el territorio y el territorio y sus newen (fuerzas) no son sin nosotros. A partir de hoy este territorio de Ñirihuau Arriba volverá a ser como siempre debió haber sido: territorio mapuche libre. Este día, que muchos toman como el último día de libertad de los pueblos originarios se convierte para nosotros en el primer día de un sueño que se hace realidad, en el largo proceso de reconstrucción de nuestro pueblo.

Este Estado nos debe la justicia por el genocidio, por los crímenes de lesa humanidad, campos de concentración y masacre sufrida por nuestro pueblo, injusticia aún palpable”, expresa la proclama entre otras afirmaciones.

Por último, piden “a todos nuestros peñi y lamuen les decimos que todos debemos recuperar lo que nos han arrebatado, nuestro idioma, nuestra espiritualidad, nuestro territorio, es decir la dignidad robada por el Estado y el sistema opresor de los winka. Este territorio recuperado y liberado es para el pueblo mapuche. Nuestro pueblo debe levantarse y encaminarse hacia el único camino de la recuperación, la lucha y la resistencia como nuestros antiguos lo hubiesen hecho”.

Archivo


Comentarios


Mapuches ocuparon tierras en el Ñirihuau