Pidieron entre 12 y 15 años para una banda mixta

Son policías y civiles que habrían cometido asaltos resonantes entre 2002 y 2003 en Neuquén.



NEUQUEN (AN).- La fiscalía pidió ayer penas de entre 12 y 15 años de prisión para los integrantes de una banda mixta, formada por suboficiales de la Policía y delincuentes comunes, quienes cometieron una serie de resonantes asaltos que les reportaron un botín cercano a los 150.000 pesos.

Los acusados son el cabo primero Omar Asef, los agentes Carlos Ferrada, Natalí Filet, y los civiles Miguel Angel Borquez Enríquez y Rubén Astroza. Respecto de otro civil imputado, Marcos Díaz, no se pudo probar su participación en los hechos principales y sólo fue acusado de una tentativa de hurto.

Con los alegatos pronunciados ayer terminó esta etapa del juicio oral contra la banda mixta, que actuó en Neuquén entre 2002 y 2003. La organización fue desbaratada cuando algunos de sus miembros cayeron en proximidades de El Chocón, después de que intentaron asaltar un camión con la modalidad de piratas del asfalto.

El jueves próximo se conocerá la sentencia, que dictarán los camaristas Héctor Dedominichi, José Andrada y Marcelo Benavídes (subrogante). La acusación estuvo a cargo del fiscal Santiago Terán, y la defensa la ejercieron Rubén Córdoba Escales, Jorge Larrea, Pedro Telleriarte y Eves y Gerardo Tejeda.

De acuerdo con la acusación, en cada uno de su golpes los delincuentes repetían la misma modalidad: ingresaban a la vivienda armados y encapuchados, reducían a la víctima, la maniataban, le tapaban la boca, le cubrían la cabeza con una prenda de vestir, uno cumplía el rol del ladrón “amable” y otro hacía de “duro”. En algunos hechos actuaron uniformados.

El fiscal consideró probada su participación en tres hechos: el asalto al dirigente sindical Osvaldo Lorito, a la familia Filkenstein y al Círculo de Suboficiales del Ejército (Cirse), donde se alzaron con los sueldos del personal. En cada caso los delincuentes intercambiaban sus roles: en algunos actuaban directamente, en otros hacían de campana o daban apoyo logístico.

Durante la investigación de este caso, surgió la hipótesis de que habían cometido más atracos, pero no se los pudieron probar. Lo mismo pasó con la versión de que otros policías integraban la organización. De hecho, cuando parte de la banda cayó en El Chocón estaba con ellos otro efectivo, de apellido Avalos. Ese caso de piratería del asfalto se juzgó en Zapala, por cuestiones de jurisdicción.

Para sostener la acusación, Terán se basó en algunos testigos y en importantes gastos que los imputados no pudieron justificar: compraron automóviles, equipos de música, electrodomésticos, se pusieron al día con el pago del alquiler, entre otros.

Además, Asef guardaba en la caja de seguridad de su novia -una abogada que no se presentó a declarar en el juicio oral- algunos de los elementos robados a la familia Filkenstein, como un reloj y un encendedor importado.

Otro elemento contra la banda fue que al mismo Filkenstein le robaron un arma con mira láser, y un elemento de esas características lo utilizaron en el posterior asalto al Cirse.

El fiscal dijo que sería duro al pedir las condenas porque se trata de policías que utilizaron su uniforme de manera “inescrupulosa y sucia”. Por eso solicitó 15 años de prisión para Asef, Filet, Ferrada y Borquez Enríquez, aunque este último es civil, y 12 para Astroza.

Hechos

•10 de junio de 2002: asalto a Osvaldo Lorito, calle Don Quijote al 500. Botín: 11.000 dólares. Autores: cabo primero Omar Asef; Miguel Angel Borquiz Enríquez y un tercero no identificado.

•14 de mayo de 2003: asalto a la familia Filkestein, calle Talero al 600. Botín: dinero, armas, relojes y encendedores importados, monedas de colección. Autores: cabo primero Omar Asef; Rubén Astroza; Miguel Angel Borquiz Enríquez; agente Natalí Filet, agente Carlos Ferrada.

•3 de junio de 2003: asalto al Círculo de Suboficiales del Ejército, avenida Argentina 1.500. Botín: más de 72.000 pesos. Autores: Rubén Astroza; Miguel Angel Borquiz Enríquez; agente Natalí Filet, agente Carlos Ferrada.


Comentarios


Pidieron entre 12 y 15 años para una banda mixta