Policías retirados de Neuquén ¿cuál será el incentivo para que vuelvan a la actividad?

Comenzó a tratarse en la comisión de Derechos Humanos de la Legislatura el proyecto del gobernador Figueroa que busca reincorpora a policías retirados. Las dudas y certezas quedaron expuestas.

«¿Qué nos ofrecen para volver?» Es la pregunta que hacen los policías retirados en la Jefatura, en la Mutual y a los diputados más cercanos. Por ahora no hay respuesta. El incipiente debate en la Legislatura del proyecto de ley para que policías retirados regresen al servicio activo es interesantísimo, y representa una gran oportunidad de rediscutir lo que se espera de la Policía de Neuquén.

Este jueves el proyecto enviado por el Poder Ejecutivo de Rolando Figueroa fue tratado en la comisión de Derechos Humanos, Peticiones, Poderes y Reglamento. Es la puerta de ingreso para el texto, que luego recorrerá las comisiones de Asuntos Constitucionales y de Presupuesto. En esta última se definirá el interrogante: ¿cuánto cobrarán los que acepten volver del retiro?

Dos modalidades


El legislador Ernesto Novoa (presidente del bloque oficialista Comunidad) dijo a diario RÍO NEGRO que se ofrecerán dos modalidades de contratación.

• Podrán ingresar sin renunciar al retiro que perciben, firmarán un contrato de derecho administrativo y cobrarán un canon, o

• Podrán dejar de percibir el retiro, volver con el grado que tenían, continuar la carrera con reconocimiento de su antigüedad, obtener ascensos, y retirarse con una jerarquía mayor (y cobrar más de jubilación).

En ambos casos «van a tener estado policial, sujetos a la reglamentación, estarán uniformados». En la primera de las opciones no podrán ascender, en la segunda sí.

A competir con los privados


«Un hombre cuya formación le costó una fortuna al Estado, ahora está haciendo adicionales para un privado que no puso nada en su formación», dijo Novoa, que es policía retirado y abogado.

En efecto, muchos policías trabajan para petroleras, supermercados, boliches. El legislador Claudio Domínguez (MPN) dijo que perciben 600.000 pesos mensuales por esas tareas.

Novoa insistió en que «nos interesa mucho ese hombre, tiene una formación enorme».

-¿Qué les van a ofrecer para que vuelva a la Policía? ¿Van a competir con lo que les paga el privado? –preguntó este medio.

-No queremos poner ningún índice todavía pero sí, vamos a tener que competir con lo que ofrece el privado -dijo Novoa.

-¿Pueden surgir problemas en la cadena de mandos? ¿Cómo será el trato con los que están en actividad, quién le da órdenes a quien?

-La policía no tiene 50.000 hombres, es una fuerza pequeña, no creo que haya esa clase de problemas. El que tenga que designar los cargos va mechando, para evitar rispideces. Es cierto que pasa, suele ocurrir con los oficiales altos, y se los va rotando para que no haya roces. Además, el retirado que ingresa viene con otra mentalidad, más reflexiva.

En la reunión de comisión, el oficialismo reforzó mucho el concepto de lo valioso que resulta reincorporar a policías con experiencia que se retiraron a los 45 años. Habrá que ver si los que están en actividad quieren sus conocimientos y su asistencia. Esas resistencias se generan en todas las organizaciones humanas.

Las dudas que surgen


Hay otras dudas para despejar.

El diputado Darío Peralta (UxP) fue el que más preguntas planteó en la comisión. Por ejemplo: «¿Qué funciones van a cumplir? Sin desmerecer a los retirados, ¿a qué van a venir, a caminar la calle? ¿Están en condiciones?».

Zulma Reina (Comunidad) señaló que «son demasiado jóvenes para quedarse en su casa», aunque admitió que en algunos casos «quizá está bien el retiro, no pueden ni correr un delincuente como lo hacían cuando tenían 30 años».

Eso motivó otra serie de preguntas de Peralta. «¿Quien hace el examen, quien le da el OK? ¿Un psicólogo del sistema público de salud, o un privado? ¿Quien va a decir que un policía de 50 años, después de 5 años retirado va a poder tener un arma en la cintura?».

Peralta añadió que «no es lo mismo la sociedad en la que ellos trabajaron hace 5 años atrás que ahora. No es la misma que cuando ellos tenían 30 años que ahora que tienen 50«.

Para el diputado, «necesitamos más policías en la calle que comisarios».

Según sondeos de la mutual policial, son justamente los subcomisarios y comisarios retirados los que más interesados se mostraron en el proyecto.

Reina volvió con el argumento de que «la experiencia de este personal es fundamental», y Carina Riccomini (Juntos, aliado al MPN) señaló que «la mayoría no tiene voluntad de volver, ya cumplieron con una carrera difícil, pero quieren ver la contraprestación».

La caja y el déficit


Otro objetivo que persigue el proyecto, y que cuesta saber si es el principal o el accesorio, tiene que ver con apuntalar la caja jubilatoria. El tema fue sobrevolado por el oficialismo, y desató otra andanada de preguntas de Peralta.

«El punto más relevante para el Ejecutivo es amortiguar el déficit de la caja», expresó. «Que venga alguien del Instituto y nos explique cuánto va a ganar o perder la caja si los contratan».

Opinó que «si todos los retirados van a ser monotributistas, la caja va a seguir perdiendo». Alertó además que las reincorporaciones pueden desalentar a futuros aspirantes. «Si reincorporamos 100, se caen 100 inscripciones», arriesgó.

La comisión levantó su sesión tras casi 90 minutos de debate. Acordaron corregir algunos aspectos de la redacción del proyecto y convocar al ministerio de Seguridad, la Jefatura de Policía y la Mutual Policial a una próxima reunión.


Adherido a los criterios de
Journalism Trust Initiative
Nuestras directrices editoriales
<span>Adherido a los criterios de <br><strong>Journalism Trust Initiative</strong></span>

Formá parte de nuestra comunidad de lectores

Más de un siglo comprometidos con nuestra comunidad. Elegí la mejor información, análisis y entretenimiento, desde la Patagonia para todo el país.

Quiero mi suscripción

Comentarios